"No vamos a poder ver a un Rodrigo tan loco como era en Top Chef, pero evidentemente no vamos a perder mi esencia", cuenta el actor mexicano. "Me parece un combo maravilloso: unes y diviertes a la familia, tienes famosos, ellos se la pasan increíble y ganan para ayudar y mejorar nuestro mundo. Es un gran proyecto por donde lo veas", comenta sobre el divertido show que se estrena este domingo por Telemundo.
Anuncio

A partir de este 2 de octubre a las 7 p. m., hora del Este, Telemundo pondrá a jugar los domingos en la noche a sus televidentes con el gran estreno de ¿Qué dicen los famosos?, un divertido programa en el que dos equipos de celebridades tratarán de descubrir las respuestas más populares a preguntas sobre la vida cotidiana planteadas a 100 personas que fueron previamente encuestadas. Rodrigo Vidal, quien participó recientemente en el reality show Top Chef VIP, está al frente de la conducción de esta competencia que contará en su primer programa con las exhabitantes de La casa de los famosos 2 Laura Bozzo y Daniella Navarro. People en Español habló con el actor mexicano sobre este nuevo reto en su carrera.

De Top Chef VIP a ¿Qué dicen los famosos?, ¿cómo te sientes?

Me siento feliz, como pocas veces. He tenido la fortuna y la suerte de estar y participar en un par de shows como conductor muy hermosos y también han sido experiencias maravillosas, pero el que me hayan tomado en cuenta para estar al frente de un show tan importante con un formato tan exitoso a nivel mundial me hace sentir muy afortunado, muy halagado y, sobre todo, muy agradecido con la gente que está confiando en mí y me está dando la oportunidad.

Rodrigo Vidal
Rodrigo Vidal, conductor de ¿Qué dicen los famosos?
| Credit: Telemundo

¿Cómo llega a ti la propuesta para conducir este show?

Llega justamente terminando Top Chef VIP, que me trajo una avalancha de amor por parte del público. Aunque tengo demasiados años en el negocio, nunca había conectado yo de esa manera con el público. Yo cuando llegué ahí no cocinaba nada, te juro que en mi caso yo pensaba salir a la primera semana no –por dignidad dije a ver cómo le hago para que no sea el primero–, pero sí juré que era yo el segundo o el tercero [eliminado]. Sin embargo, también vi una oportunidad enorme de regresar a la televisión y saludar un poquito a mi público, esa sí era mi idea desde un principio, por eso acepé la invitación [de Top Chef]. Pero se empezó a dar este juego muy lindo en el show con mis compañeros, con el público y empezaron a pasar cosas tan bonitas que empecé a jugar, a disfrutarlo y a vivir de otra forma la competencia que me llevó hasta un punto que jamás imaginé, apoyado además por todos mis compañeros. Me enseñaron a cocinar Mauricio Islas, Lambda García, Gregorio Pernía, la misma Zuleyka [Rivera], ellos me ensañaban a cocinar y me llevaron a crecer dentro de la competencia. Evidentemente por más suerte y que te echaran la mano los amigos tenías que llegar a un punto donde ya no pasaras y ocurrió, pero en un momento de la competencia muy avanzado, estuve a punto de llegar a la semifinal. Pero lo más grande fue descubrir ese cariño del público tan bello, que yo sé que lo tengo porque si no uno no hubiera trabajado tantos años y no me seguirían invitando a trabajar en la industria, pero ahora lo viví de una forma tan cercana, tan bella que me llenó de amor. Fue un proyecto lleno de amor por todos lados que me hizo salir enamorado de todo: de mis amigos, del formato, del público. Yo salgo de ahí satisfecho, lleno de amor por todos lados y es cuando recibo esta maravillosa invitación por parte de Telemundo, de sus ejecutivos. En base a esa magia del amor que se dio me hacen la invitación para estar aquí y yo no dudé en decir que sí porque sentí que era la oportunidad justa para poder darle continuidad a lo que había pasado en Top Chef VIP y seguir de la mano con ese público hermoso que me apoyó, que me quiere… Entonces dije no hay nada que pensar, simplemente hay que tomar el compromiso y sacarlo adelante lo mejor posible.

Preséntanos el programa, ¿en qué consiste?

Consiste en llevar a nuestros televidentes un gran show lleno de alegría, de risas, de sorpresas para que se regalen una horita a la semana, los domingos, se relajen, cenen en familia y la pasen increíble con este formato donde van a ver a sus famosos compitiendo entre ellos, haciéndose bolas, equivocándose y también pasándola sensacional, justo lo que queremos con nuestra audiencia. Eso es lo que más nos importa. Y menciono mucho a la familia porque tengo ya muchos años, desde que fui papá para ser exactos, en donde soy pro para unir a la familia cómo se pueda. Yo en cualquier espectáculo, cualquier película, cualquier pretexto en donde podamos hacer que la familia se una para mí es importantísimo y el que este show sea familiar al 100 por ciento me parece un gran plus y algo muy atractivo para mí y para toda la gente que estamos detrás. Lo puede ver desde una niña de 3 años, porque una niña de 3 años ya entiende el show y ya la puede pasar bien, hasta la señora o señor de 125. Eso es maravilloso porque para mí la familia sigue siendo el pilar más importante de la sociedad en todo el mundo y que la fomentemos eso me parece genial y luego también que los premios que se dan aquí, que son de 5 a 10 mil dólares, sean para ayudar a fundaciones que nos necesitan de gente que tiene un padecimiento o alguna carencia. Me parece un combo maravilloso: unes y diviertes a la familia, tienes famosos, ellos se la pasan increíble y ganan para ayudar y mejorar nuestro mundo. Creo que es un gran proyecto por donde lo veas.

Rodrigo Vidal
Rodrigo Vidal, conductor de ¿Qué dicen los famosos?
| Credit: Telemundo

Sabemos que por el programa pasarán muchos famosos, ¿algunos nombres que nos puedas avanzar?

Me parece sensacional la elección que tuvo la producción de reunir en el primer show estos dos equipos que es La casa de los famosos con Top Chef VIP. Me parece que fue explosiva esa combinación. Está el grupo Garibaldi con Gente de Zona, que es un grupazo fuertísimo actualmente; actores como Erika Buenfil, Carmen Aub, está Plutarco Haza. Tenemos también este grupazo como Calibre 50; en fin hay mucho invitado, mucha estrella, mucho artista fuerte que viene a divertirse y a pasarla bien. ¿Y sabes qué también es lindo? Que cuando les platicas 'oye vienes a jugar y además vas a ayudar a una fundación' eso también hace que ellos digan 'con doble razón voy al show, a pasarla bien, es un gran formato, es una gran oportunidad de exposición con el público y además vamos a ayudar'. No lo dudan en estar con nosotros.

Conocimos una faceta tuya muy divertida en Top Chef VIP, ¿seguiremos viendo ese lado más cómico de Rodrigo Vidal en este nuevo programa?

No tanto. Top Chef VIP es un reality y ellos te piden que seas tú al 100 por ciento y te dan un espacio muy largo para que tú vayas construyendo la historia y ahí sí me vieron al 100, a Rodrigo echando relajo, inventando hasta palabras, desatado y acá el formato es un game show, entonces hay mucha más cuadratura en donde hay momentos donde no puedes jugar. Evidentemente en donde yo pueda jugar y decir algunas locuras lo haré, pero el formato no me permite tanto porque si no entras dentro de esa cuadratura donde hay que dar instrucciones muy precisas, reglas… En Top Chef yo era el participante e iba caminando en una competencia hacia la final. Aquí yo soy quien llevo de la mano a los competidores en una competencia de una hora para que ganen ellos, entonces tengo que ser más mesurado, dar instrucciones, información muy precisa y los espacios para que ellos se luzcan. Los espacios que a mí me quedan son menos, es como complementar, entonces no vamos a poder ver a un Rodrigo tan loco como era en Top Chef VIP que inventaba y hacía y subía y bajaba... Aquí es más controlado y me está costando porque ese Rodrigo que viste en Top Chef soy yo realmente, soy yo al 100 y aquí de pronto me quiero soltar y me tienen con el freno puesto. Me está costando, pero ni modo es otra posición, es otro estilo de show. Evidentemente no vamos a perder mi esencia, soy yo, juguetón, divertido, amable, anfitrión para que se sientan en casa nuestros invitados, pero no puedo hacer tantas locuras porque el formato no me lo permite.