El actor mexicano Diego Luna nos habla de su nueva aventura en el universo Star Wars, cómo ha compartido su participación en la legendaria saga con sus hijos y lo que significa haber dedicado dos años a este proyecto.
Anuncio
Diego Luna - ANDOR - Digital Cover
Diego Luna
| Credit: Emily Shur

Para Diego Luna, una de las más mayores satisfacciones de ser parte del universo Star Wars no es precisamente luchar contra el malvado emperador Palpatine para salvar a la galaxia.

"La verdad, una de las cosas que más me emociona [es] que lo puedo compartir con mis hijos, que es importante para mi hija [Fiona] y para mi hijo [Jerónimo]. Su relación son Star Wars es distinta, pero es algo que puedo compartirlo", cuenta el actor mexicano, quien da vida al rebelde Cassian Jeron Andor en la nueva serie Andor (Disney+), precuela de la cinta Rogue One, de la que también fue protagonista.

"En esta ocasión me acompañaron una parte del rodaje y estuvieron muy cerquita y para mí eso es importante, poder hacer[los] parte de lo que hago y compartirlo con ellos", agrega.

No es para menos, pues ha pasado de ser apasionado fan de los personajes de la saga galáctica creada por George Lucas en los años setenta a formar parte de ese mundo que tanto admiraba de pequeño.

"Soy fan. Soy el más chico de los primos del lado de mis padre en México que es con quienes crecí, de muy chiquito vi las primeras películas para ser parte, para pertenecer y sí me alucinaron y pues Darth Vader, sin duda, era mi personaje favorito", rememora emocionado el protagonista de exitosas películas como Y tu mamá también y series como Pan y circo (Amazon Prime).

"Recuerdo haber esperado un portafolio de Darth que tenía unas crayolas adentro y se volvió mi portafolio de la escuela en la primaria por varios años, [fue] esa época en la que además te apuntabas para el juguete en la juguetería en México porque tardaban en llegar", añade.

Es que si alguien sabe que las cosas buenas llegan a todo aquel que sabe esperar, ese es Luna, quien aguardó un lustro para reencarnar al soldado rebelde Andor. "Revivir algo que creí que ya había terminado, fue muy lindo", rememora el mexicano del personaje que encarnó junto a Felicity Jones en Rogue One en 2016.

"Cuando me plantearon la idea de desarrollar un proyecto alrededor del personaje y su pasado -porque creo que Rogue… es una película que trata del evento, del suceso, más que de los personajes- [pensé] que este proyecto da la oportunidad de indagar más en el personaje, de dónde viene, por qué termina haciendo lo que hace". A lo que agrega satisfecho del héroe: "Hay muchas cosas del personaje en mí y viceversa, sin duda me he ido apropiando de este personaje cada vez más".

De hecho, Luna fue un guerrero fuera y en el plató. "Durante los casi dos años que duró el proyecto, esa emoción algunas veces se transformaba en miedo. Lo más duro es que empezamos el rodaje en la parte más compleja del confinamiento, donde todo teníamos que ser muy estrictos en conservar estas burbujas, en evitar a toda costa el contacto y pues, priorizar siempre la seguridad de todas y de todos", recuerda el mexicano, quien lamenta no haber podido compartir más con sus compañeros durante el rodaje debido a las medidas sanitarias.

"Un rodaje para mí en el que después de hacer una escena maravillosa que te gusta, que te emociona, después de terminar una semana difícil, que no te permita celebrar, que no te permita ir y tomarte una cerveza, además filmamos en Inglaterra en donde hay más cerveza que agua, y no poder irte a tomar una cerveza con equipo brindar agradecer, fue dificilísimo", lamenta.

"Vivía con mucho miedo además de enfermarme, porque enfermarme o contagiarme podía resultar en parar el rodaje por mucho tiempo y es el trabajo de muchísimas familias. En el set hacíamos cosas maravillosa y después tenías que irte a casa como si te hubieran regañado en la escuela y te hubieran mandado a la esquina", agrega.

Ahora, cuando llega el estreno de al serie, por fortuna la realidad es otra. "El único festejo que tuvimos fue al final del rodaje, que ese sí fue épico", cuenta Luna, al que le parece un lujo haber trabajado ene ste proyecto con, entre otros, Stellan Skarsgård, Adria Arjona y Genevieve O'Reilly. "La verdad, tuve la fortuna de trabajar con un reparto que entiende de dónde va la cosa, se sentía un constante agradecimiento de poder estar ahí, jugando, explorando y en la búsqueda tan divertida que resulta la interpretación", acota.

"Se hizo un equipo, una familia de actores y actrices que agradecíamos cada segundo de este proceso. Además, es gente que admiro, llevo toda la vida admirando a Stellan. Estoy contento con el resultado final y estoy muy agradecido por ser parte de este equipo de trabajo".

También está más que satisfecho de ser otro actor hispano que contribuye a ampliar la diversidad en la industria. "El público quiere verse representado y las historias que contamos tendrán que reflejar eso, entonces creo que va pasando de forma cada vez más natural y lo agradezco mucho, eso abre le abre oportunidades a muchísima gente".

"Mientras apoyemos estas expresiones, mientras vayamos y compremos esos boletos, estamos mandando el mensaje de qué queremos ver. Cuando compramos este boleto, le mandamos un mensaje a esta industria: 'Esto queremos ver'. Y cuando no lo compramos, también estamos mandando un mensaje".

De ese mensaje, miedos y fantásticas experiencias al filmar esta serie, que se estrena el 21 de septiembre por Disney+, Luna habló en exclusiva con People en Español.

Dos años de pandemia y seguimos contando… ¿Cuál fue tu mayor reto a cumplir en esa etapa? ¿Cómo la viviste, bueno, sobreviviste?

Ha sido una etapa difícil me imagino que como para todo el mundo. Primero asimilar lo que estaba pasando, luego tratar de entenderlo y poner un freno a la vida como la concebíamos, pero también pues fue una oportunidad, una llamada de atención, una invitación a replantearnos muchas cosas, muchas dinámicas. De alguna forma nos obligó a pensar en lo local, en tu comunidad, a pensar en chiquito. Esta terrible crisis [nos recuerda] que hay que estar cerca de la gente que quieres, que hay que vivir con esa responsabilidad comunitaria de involucrarte con tu comunidad. Nos confrontó con nuestra debilidad y la vulnerabilidad y ojalá [aprovechemos] una vez más este momento tan terrible para salir mejor.

Cuál fue la razón principal que te hizo aceptar interpretar a Andor. ¿Andor y Diego se parecen en algo?

La verdad, [la razón] de seguir perteneciendo a esta universo, de seguir explorando este personaje al cual quiero muchísimo y además revivir algo que creí que ya había terminado. Fue muy lindo cuando me plantearon la idea de desarrollar un proyecto alrededor del personaje y su pasado, porque creo que Rogue One es una película que trata del evento, del suceso, más que de los personajes y este proyecto da la oportunidad de indagar más en el personaje, de dónde viene, por qué termina haciendo lo que hace.

Hay muchas cosas del personaje en mí y viceversa. Sin duda me he ido apropiando de este personaje cada vez más y este proyecto ha sido esa oportunidad de reflejarme más en el personaje sin duda.

Diego Luna - ANDOR
Diego Luna - ANDOR
| Credit: Des Willie/Lucasfilm Ltd.

¿Andor se grabó en medio de la pandemia? Si fue así, cuéntanos cómo fue tu experiencia de trabajar en medio de una situación tan complicada

Hay muchísimas anécdotas, fue un rodaje larguísimo, ya son años, no de rodaje, pero sí de trabajar en este proyectos y de rodaje fueron muchos meses más que cualquier película que haya hecho. Quizá lo más duro es que empezamos el rodaje en la parte más compleja del confinamiento, donde todos teníamos que ser muy estrictos en conservar estas burbujas, en evitar a toda costa el contacto y pues priorizar siempre la seguridad de todas y de todos.

Un rodaje para mí en el que después de hacer una escena maravillosa que te gusta, que te emociona, después de terminar una semana difícil que no te permita celebrar, que no te permita ir y tomarte una cerveza, -además filmamos en Inglaterra en donde hay más cerveza que agua- y no poder irte a tomar una cerveza con [el] equipo [y] brindar, agradecer, fue dificilísimo.

Yo vivía con mucho miedo de enfermarme, porque enfermarme o contagiarme podía resultar en parar el rodaje por mucho tiempo y es el trabajo de muchísimas familias, de muchísimas personas. Pues eso, era como muy raro. En el set hacíamos cosas maravillosa y después tenías que irte a casa como si te hubieran regañado en la escuela y te hubieran mandado a la esquina. Creo que el único festejo que tuvimos fue al final del rodaje, que ese sí fue épico,

El rodaje duró más de seis meses, estuve como ocho meses de corrido, como siete meses, y bueno lo que pasa es que no termina ahí, hay mucho trabajo de postproducción que hacer y en la preproducción mucha preparación. Digamos el proyecto para mí ha durado pues más de dos años de principio a fin.

Seguro te lo preguntan todo el tiempo: ¿fan de Star Wars?, ¿personaje favorito y por qué?

Sí,sí soy fan. Yo soy el más chico de los primos del lado de mis padre en México, que es con quienes crecí, de muy chiquito vi las primeras películas para ser parte, para pertenecer y sí me alucinaron y pues Darth Vader, sin duda, era mi personaje favorito. Recuerdo haber esperado un portafolio de Darth que tenía unas crayolas adentro y se volvió mi portafolio de la escuela en la primaria por varios años esa época en la que, además, te apuntabas para el juguete en la juguetería en México porque tardaban en llegar, te apuntabas y unos meses después te hablaban y te decían 'ya llegó'. Así era la relación con estos objetos, esperabas meses con ellos y se volvían inseparables.

Sin duda, los hispanos han revolucionado el Hollywood y tú eres parte de esa revolución. ¿Qué es lo que faltaría por hacer para tener más presencia?

Creo que nada, seguir haciendo nuestro trabajo, seguir disfrutando y contando nuestras historias. Tanto el cine como las series y la televisión se trata de contar las historias que al público [le] interesan, el público quiere verse representado. Hoy es muy difícil estar en un lugar en donde no haya una diversidad de idioma, acentos y culturas y el cine en general y las historias que contamos, tendrán que reflejar eso. Entonces creo que va pasando de forma cada vez más natural y lo agradezco mucho, eso abre le abre oportunidades a muchísima gente.

Diego Luna - ANDOR
Cassian Andor (Diego Luna) en ANDOR
| Credit: Lucasfilm Ltd.

Pero tiene que ver con que el público quiera ver y escuchar esas historias y que el público se quiera ver representado. La industria responde a eso. Mientras apoyemos estas expresiones, mientras vayamos y compremos esos boletos, estamos mandando el mensaje de qué queremos ver. Cuando compramos este boleto, le mandamos un mensaje a esta industria: 'Esto queremos ver'. Y cuando no lo compramos, también estamos mandando un mensaje.

¿Dirías que se han roto estereotipos en el cine?

Pues sí y no, el cine no es una sola cosa, el cine depende de quién lo hace y quién lo cuenta desde qué perspectiva. Sin embargo, hay una oferta más diversa y más enriquecedora, pero no se puede generalizar.

De tus compañeros hispanos en Hollywood, ¿a quién admiras más y cuál es la razón?

Es difícil que te diga un nombre en específico porque hay muchos que admiro, gente que ha ido desde América Latina a contar historias en Estados Unidos o que tiene algún contacto con América Latina. Las historias que festejo son las historias de quien va y viene, de quienes no ven la industria estadounidense como un destino sino como una como una herramienta más para contar historias, pero el ir y venir te alimenta mucho como creador, como artista y tu voz se enriquece muchísimo.

En ese sentido, creo que hay muchas historias de latinos que han hecho eso, del ir y venir una forma de vida y a me gusta eso, y trato de emularlo y trabajar en lugares distintos y diversos que en el mejor de los casos puedan enriquecerme.

Inglés y español. Trabajas en ambos idiomas, ¿hay mucha diferencia?

Si hay una gran diferencia y obviamente me siento más cómodo cuando trabajo en español. Eso no quiere decir que no disfrute cuando trabajo en otro idioma y además representa un reto interesante que además me gusta tomar y con el que cada día me siento más y más cómodo. Para mí es esencial eso, buscar la oportunidad de encontrar retos que representen un reto vivir ahí en la constante búsqueda y parte de esa búsqueda ha sido trabajar en otros idiomas.

Compartes tablas con, entre otros, Stellan Skarsgård, Denise Gough, y otra latina, Adria Arjona,¿Cómo fue trabajar de la mano con estos actores?, ¿qué aprendiste de ellos?

La verdad, tuve la fortuna de trabajar con un reparto que entiende dónde va la cosa. Estaban ahí por las razones correctas. Se sentía un constante agradecimiento de poder estar ahí, jugando, explorando y en la búsqueda tan divertida que resulta la interpretación. Eso te lo pueden decir todas y todas. De pronto el mundo se detuvo y fue con esta serie que empezamos a recobrar esa confianza. Se hizo un equipo, una familia de actores y actrices que agradecíamos cada segundo de este proceso. Además es gente que admiro, llevo toda la vida admirando a Stellan, como público, yo quiero verlo y poder jugar con algo así es algo con lo que siempre estaré muy agradecido con esta serie.

Diego Luna - ANDOR - Digital Cover
Luthen Rael (Stellan Skarsgard) y Cassian Andor (Diego Luna) en ANDOR, por Disney+
| Credit: Des Willie/Lucasfilm Ltd.

Al ver esta serie terminada, ¿qué fue lo que más te impactó?

Sin duda, primero que me gusta mucho. Todo ese esfuerzo, todo ese trabajo valió la pena. Estoy contento y orgulloso de lo que hicimos, me siento muy en paz. Ha sido muchísimo tiempo y trabajo queriendo que las cosas queden bien, estoy contento con el resultado final y estoy muy agradecido por ser parte de este equipo de trabajo. En todo niveles tanto frente como detrás de cámaras es excepcional y es difícil estar en un proyecto de este nivel.

¿Qué te dijeron tus hijos al ver que eres parte de este mundo de Star Wars?, ¿siguen las series que han salido?

Es una de las cosas que más me emociona de estar en esta serie que lo puedo compartir con mis hijos. Es importante para mi hija y para mi hijo de distinta forma porque tienen distintas edades y su relación son Star Wars es distinta, pero es algo que puedo compartirlo. En esta ocasión me acompañaron a una parte del rodaje y estuvieron muy cerquita y para mí eso es importante, poder[los] hacer parte de lo que hago y compartirlo con ellos.

Si el Diego de hoy que es una estrella de cine, se encontrara con Diego del 2001 que protagonizó Y tu mamá... ¿Qué consejos le daría?

Es que nunca crea eso fe convertirse en una estrella, esos conceptos pueden volver[nos] locos. Uno hace esto por el gusto de contar las historias, vivir las experiencias, también porque uno se lleva el viaje. No solos se lo diría al del 2001, me lo sigo repitiendo, eso se trata del viaje, esto se trata [de] lo que uno se lleva, y la experiencia que uno vive, las relaciones que uno hace. La capacidad de disfrutarlo y aprender es lo que importa, lo demás es una consecuencia y hay que vivirlo como tal cuando va bien y mal, no representa más que eso. El verdadero reto es que los proyectos te transformen y te permitan crecer, espero que [eso] no se me olvide decírmelo nunca.

¿En qué has cambiado y evolucionado?

Quizá en entender que la voracidad puede ser muy peligrosa, que hay que irse con más calma, que hay que darse tiempo para reflexionar y pensar las cosas, que la sustancia, la profundidad, la reflexión importa. Tal vez un par de décadas [atrás] me costaba pausar, hoy cada vez menos, y no quiere decir que a veces no me acelere y no me deje ir, pero cada vez siento que puedo ser un poquito más paciente, la paciencia siempre es buena compañera. Una vez que tomas una decisión, esas historias te persiguen toda la vida, las decisiones que tomas te acompañan para siempre, hay que tomarlas sabiendo esa responsabilidad.

¿Cuál dirías tú que fue la clave para llegar hasta el nivel que estás?

Creo que creer en mí mismo, en lo que soy capaz de hacer, escuchar a la gente correcta también eso ha sido muy importante. Y no escuchar de esas voces tóxicas que hay por todos lados, saber a quién escuchar y escuchar, es muy importante. De toda experiencia puede haber un aprendizaje y eso es lo que vale.

Diego Luna - ANDOR - Digital Cover
Diego Luna, ANDOR
| Credit: Des Willie/Lucasfilm Ltd.

¿Con qué actriz, actor y director te falta trabajar?

Eso es inagotable, es una profesión maravillosa por eso. Esta profesión no es un camino, no tiene un principio y un final, eso lo decides y lo escribes tú. Siempre habrá alguien con quien trabajar que puede enriquecer tu punto de vista, siempre habrá alguien nuevo y a mí me faltan muchísimas personas. Por suerte, es inagotable, [es] la maravilla de esta profesión.

¿Con quién ha sido más que rico trabajar para ti?

Es con Gael García Bernal, llevo muchos años haciéndolo en muchas distintas etapas de nuestras vidas, disciplinas, empezamos haciendo teatro, hicimos cine, televisión, ahora pronto vamos a hacer una historia que llevamos cocinando desde hace mucho, es alguien con quien disfruto mucho trabajar.

Si te dieran la oportunidad de interpretar a otro actor y personificarlo para hacer su biografía,¿quién sería y por qué?

No sé, hay muchas y por muchas razones, sin decir nombres y además conozco a un par actores [que han vivido esa pesadilla], que han hecho teatro y no [saben] qué sigue, [les da] ese black out he escuchado algunas de esas historias.  Eso debe de ser alucinante y contar esa historia [me gustaría], pero le quitaría los nombre obviamente, pero he soñado con eso muchísimas veces y de muchas formas.

¿En qué otros proyectos te veremos lo que resta de este año?

Voy paso a pasito. Por suerte, no hay nada más que vaya hacer este año, es muchísimo, estamos empezando una campaña de promoción que será muy intensa, lo cual agradezco, además porque espero que esta serie se vea por todos lados y estoy preparando la siguiente temporada de Andor, que ya se anunció. Trabajo tengo muchísimo y los [días] que no tengo trabajo, los tengo marcados para disfrutarlos y estar cerca de la gente que quiero.