La actriz mexicana se sinceró en una reciente transmisión en vivo en Instagram sobre el motivo que la llevó a no querer participar en la nueva superserie de Telemundo.

Anuncio

La inesperada salida de Fernando Colunga de Malverde, el santo patrón no solo dejó en su momento sin protagonista masculino a la nueva superserie de Telemundo. Ariadne Díaz, quien iba a ser la pareja del reconocido galán mexicano en esta ambiciosa historia que ya comenzó a tomar forma en México, también tomó la decisión de bajarse del proyecto. Así lo confirmó recientemente la actriz mexicana durante una transmisión en vivo en Instagram en la que la intérprete de 34 años expuso por primera vez el motivo detrás de su renuncia.

"En ese momento mi querido Fernando Colunga, con quien tuve el honor de tener varias lecturas y que me hubiera encantado que se concretara el proyecto, ya no continuó más por razones personales y entonces cuando yo no sabía quién iba a ser el protagonista pues decidí también bajarme del barco, esa es la realidad", explicó la que fuera protagonista de exitosas telenovelas de Televisa como La mujer del Vendaval y La doble vida de Estela Carrillo.

La actriz, que tiene más de 5 millones de seguidores en Instagram, reconoció que ante la incertidumbre de no saber quién iba a llevar el timón del proyecto –hoy se sabe que el protagonista será finalmente Pedro Fernández– decidió no seguir adelante.

Ariadne Díaz
Ariadne Díaz
| Credit: Mezcalent

"Ahora creo que ya está definido quién va a ser, pero bueno en aquel momento no y era como todo muy incierto y realmente esa fue la decisión", aseveró la mamá de Diego.

Ariadne, quien iba a debutar en Telemundo con esta historia, expresó que le hubiera encantado formar parte de la superserie, pero "entrar a un proyecto con ojos cerrados de no saber quién va a ser tu compañero, sobre todo que no es tu compañero protagonista, que es el protagonista de un proyecto tan grande, tan importante y que todo el peso del proyecto recae sobre él, entonces cuando pasó esto fue para todos nosotros como: ¡'Guau! ¿Cómo?'".

"Y entonces yo ahí ante la incertidumbre decidí no estar más. Es algo que siempre me he prometido a mí misma, no estar en un proyecto en el que no me siento cómoda, en muchos sentidos, pero uno de ellos es tener la información completa", señaló.