Tiempo Total
2 H 28 Min
Tiempo Activo
8 Min
Tiempo Prep
20 Min
Porciones
3

Banderillas de pollo marinadas en una salsa de yogurt con leche de coco, curry y otras especias. El pollo satay, también llamado pollo saté, es sin duda alguna uno de los aperitivos más conocidos y deliciosos de la cocina tailandesa

Cómo hacerlo

1. Tuesta las semillas de cilantro y los cominos en un sartén a fuego moderado, moviendo y cuidando que no se quemen, hasta que empiecen a oler. Coloca dentro de un mortero y muele hasta convertirlos en polvo.

2. Mezcla en un tazón el yogurt, cúrcuma, curry y 1 cucharadita de las semillas de cilantro y comino recién molidos. Añade la sal, salsa de soya y leche de coco; mezcla bien y agrega el pollo.

3. Ponte un guante (para evitar que se te manche la mano) y revuelve el pollo para cubrirlo muy bien con la salsa de yogurt. Tapa con plástico adherente y deja marinar durante por lo menos 2 horas dentro del refrigerador. (Es mejor marinarlo durante toda la noche).

4. Saca el pollo de la salsa de yogurt e inserta en palitos de bambú, como si fueran banderillas. Calienta la parrilla o un sartén tipo grill a fuego medio. Engrasa con un chorrito de aceite vegetal.

5. Coloca las banderillas de pollo en la parrilla caliente y cocina, volteando rápida y frecuentemente, y barnizando constantemente con leche de coco hasta que se hayan cocido. Sirve y acompaña con la salsa satay.

6. Calienta el aceite vegetal en un sartén a fuego medio. Agrega la pasta de curry rojo y fríe hasta que empiece a oler. Incorpora la leche de coco, azúcar de palma y salsa de tamarindo. Cocina, moviendo constantemente, hasta que el azúcar se disuelva. Sigue cocinando y moviendo, hasta que la salsa se reduzca un poco.

7. Apaga el fuego y añade la salsa de pescado y los cacahuates. Revuelve y deja enfriar un poco. Coloca dentro de una salsera y sirve con el pollo.

Salsa satay:

Tal Vez Te Guste