Tiempo Total
1 H 10 Min
Tiempo Activo
25 Min
Tiempo Prep
15 Min
Porciones
24

Galletas de origen judío con masa preparada con queso crema y rellena de mermelada zarzamora y nuez. Fáciles y deliciosas.

Cómo hacerlo

1. Bate 300 gramos de mantequilla con el queso crema, hasta acremar. Agrega 200 gramos de azúcar y sigue batiendo hasta disolver. Apaga la batidora e incorpora poco a poco la harina, mezclando con una espátula, hasta tener una masa homogénea y firme.

2. Vierte la masa sobre una superficie plana enharinada, forma una bola y aplánala un poco. Envuelve en plástico aderente y mete al congelador entre 20 y 30 minutos.

3. Precalienta el horno a 180 °C (375 °F). Forra una charola para hornear con papel para hornear.

4. Saca la masa del congelador y colócala sobre una superficie plana enharinada. Extiende con el rodillo hasta dejarla lo más delgada posible.

5. Unta la mermelada sobre la masa y distribuye las nueces encima. Mezcla 6 cucharadas de azúcar con la canela, y espolvorea un poco sobre el relleno de zarzamora y nuez, reservando el resto para más tarde.

6. Corta la masa en tres partes iguales y enrolla cada parte con mucho cuidado, como si fueran rollos de sushi. Barniza con mantequilla derretida la superficie de los tres rollos y espolvorea con el azúcar con canela.

7. Cortar cada rollo en piezas de aproximadamente 3 centímetros y acomoda cada pieza sobre la charola preparada, dejando un espacio de 2 a 3 centímetros entre cada una.

8. Hornea durante 25 minutos o hasta que las galletas se vean ligeramente doradas. Retira del horno y coloca sobre rejillas enfriadoras para que se enfríen completamente.

9. ¡Disfruta!

Tal Vez Te Guste