Tiempo Total
5 Min
Tiempo Activo
Tiempo Prep
5 Min
Porciones
1

Uno de las bebidas de Halloween más feas, pero divertidas que existe. Se trata de una mezcla de licor de durazno con crema irlandesa (cerebro) y granadina (sangre).

Cómo hacerlo

1. Vierte el licor de durazno en un caballito transparente.

2. Agrega con mucho cuidado la crema irlandesa. Espera a que ésta empiece a “cortarse” y verse como un cerebro.

3. Vierte con cuidado un chorrito de granadina (“sangre”) sobre el “cerebro”.

4. Observa a tus invitados sorprendrse con una de las bebidas de Halloween más feas que existen. ¡Lo creas o no, es deliciosa!

Tal Vez Te Guste