Tiempo Total
55 Min
Tiempo Activo
40 Min
Tiempo Prep
15 Min
Porciones
6

Cubos de carne de cerdo en una salsa de tomates verdes y chiles serranos. Disfrútala con frijoles o arroz y, por supuesto, tortillas de maíz calientitas.

Cómo hacerlo

1. Precalienta el horno a 180 °C.

2. Corta la carne en cubos de 2 centímetros y salpimiéntala. Calienta el aceite en una cacerola grande a fuego medio-alto. Agrega la carne y fríe, moviendo de vez en cuando, hasta que se haya dorado uniformemente, aproximadamente 5 minutos.

3. Agrega 1 taza de agua, tapa y cocina a fuego medio-bajo hasta que el líquido se haya consumido, aproximadamente 10 minutos. La carne soltará suficiente grasa como para seguirse dorando unos minutos después de que el agua se haya evaporado.

4. Mientras la carne se cuece, forra una charola para hornear con papel aluminio y acomoda en ésta los tomates, chiles serranos y ajo. Hornea hasta que los tomates estén muy suaves, pero no deshaciéndose, aproximadamente 15 minutos. Retira del horno y deja enfriar un poco.

5. Pela el ajo y coloca la pulpa en la licuadora junto con los tomates y los chiles. Añade 2 tazas de agua y licua hasta tener una salsa homogénea. Si queda demasiado espesa para tu gusto, agrega más agua. Vierte sobre la carne.

6. Deja que la salsa verde hierva con la carne, agrega el consomé en polvo y reduce el fuego a bajo. Tapa de nuevo y cocina durante 10 minutos o hasta que los sabores se hayan integrado y la carne se haya cocido completamente. Rectifica la sazón y, si es necesario, agrega más consomé de pollo en polvo.

7. Sirve caliente y espolvorea con cilantro picado. Acompaña con frijoles o arroz blanco.

Tal Vez Te Guste