Tiempo Total
8 Min
Tiempo Activo
Tiempo Prep
8 Min
Porciones
4

Ahorra dinero preparando tu propia leche condensada en casa. Esta receta es mucho más fácil de lo que te imaginas y te rinde la misma cantidad que una lata del tamaño tradicional.

Cómo hacerlo

1. Vierte el agua hirviendo dentro del vaso de la licuadora. Agrega la margarina y el azúcar. Licúa hasta tener una mezcla homogénea. Añade la leche en polvo, 1 taza a la vez, licuando después de cada adición. Refrigera hasta antes de usarla. 1 1/3 de taza es el equivalente de una lata de 397 gramos.

Tal Vez Te Guste