Tiempo Total
1 H 15 Min
Tiempo Activo
45 Min
Tiempo Prep
30 Min
Porciones
6

Cáscaras de chayote rellenas con una crema a base de puré de chayote, leche y vainilla, y cubiertas con galletas Marías molidas.

Cómo hacerlo

1. Corta los chayotes a la mitad, a lo largo, y cuécelos en agua hirviendo con 1 cucharadita de sal, hasta que se suavicen. Deja enfriar y desecha la semilla. Saca la pulpa con una cuchara, cuidando de no romper las cáscaras. Reserva las cáscaras y machaca la pulpa de chayote hasta tener un puré uniforme. (También puedes molerla en el procesador de alimentos o con un prensador de papas).

2. Coloca la leche dentro de una cacerola mediana. Agrega la fécula de maíz, revolviendo con un tenedor o batidor de globo, hasta que se disuelva completamente. Agrega el puré de chayote, azúcar, yemas, vainilla, varita de canela y cascarita de limón. Calienta a fuego moderado, sin dejar de mover, hasta que se espese como crema pastelera; retira del fuego. Incorpora las pasas y las almendras.

3. Precalienta el horno a 200 ºC.

4. Rellena las cáscaras de chayote con la preparación anterior, cubre con las galletas molidas y espolvorea con un poco de canela.

5. Hornea los chayotes rellenos en el horno precalentado, hasta que su cubierta de galleta se dore. Aproximadamente 10 minutos.

Tal Vez Te Guste