Tiempo Total
55 Min
Tiempo Activo
25 Min
Tiempo Prep
30 Min
Porciones
6

Filetes de pescado cocidos lentamente en una salsa de chile poblano asado y requesón. Un platillo para recordar por qué la comida mexicana es una de las mejores del mundo.

Cómo hacerlo

1. Asa los chiles directamente sobre la flama de la estufa hasta que su piel se hayan quemado completamente. Colócalos dentro de una bolsa de plástico y déjalos ahí hasta que se enfríen. Pélalos y desvénalos retirando todas las semillas. Licúalos con la cebolla, ajo y 2 tazas de agua, hasta obtener una salsa homogénea.

2. Calienta 2 cucharadas de aceite en una cacerola a fuego medio-bajo. Vierte la salsa de chile poblano y fríe hasta que los sabores se hayan integrado. Agrega el requesón y sazona con sal.

3. Sumerge en la salsa los filetes de pescado, tapa la cacerola y cocina a fuego suave hasta que el pescado pueda desmenuzarse fácilmente con un tenedor, aproximadamente 25 minutos.

4. Sirve acompañando con arroz blanco.

Tal Vez Te Guste