Tiempo Total
30 Min
Tiempo Activo
25 Min
Tiempo Prep
5 Min
Porciones
20

Una bebida refrescante y deliciosa con mucha historia. La masa de maíz se hierve junto con el agua y el piloncillo, luego se le agrega jugo de limón y se deja fermentar durante 2 o 3 días.

Cómo hacerlo

1. Hierve el agua con el piloncillo hasta que este último se haya disuelto.

2. Licúa la masa con un poco de agua y agégala a la mezcla anterior. Cocina hasta formar un atole. Cuando ya casi está frío, agrega el jugo de los limones. Deja reposar durante 2 o 3 días hasta que se haya fermentado.

3. Una vez fermentado, el tejuino se cuajará. Agrega la cantidad suficiente de agua purificada, hasta alcanzar la consistencia deseada. La forma más fácil de diluir el tejuino es licuarlo con agua hasta tener un licuado homogéneo.

4. Sirve en vasos con jugo de limón, hielo y sal. Si lo deseas, agrega nieve de limón.

Tal Vez Te Guste