Tiempo Total
1 H 30 Min
Tiempo Activo
1 H 10 Min
Tiempo Prep
20 Min
Porciones
4

Un buen plato de birria casera que te sabrá maravilloso, no solo por su sazón, pero también por lo fácil que resulta prepararse en casa.

Cómo hacerlo

1. Coloca la carne en una olla de presión con 1/2 cebolla, ajo, laurel y sal. Cubre con agua, tapa y cuece a presión durante 45 minutos.

2. Mientras, hierve los jitomates junto con los chiles, hasta que se suavicen. Licúa jitomates, chiles, 1/2 cebolla, ajonjolí, pimientas, clavos, orégano, comino, tomillo y canela, hasta tener una salsa uniforme. Cuela y reserva.

3. Cuando la carne esté lista, calienta el aceite en una cacerola a fuego medio. Vierte la salsa anterior, y fríe durante 3 minutos. Incorpora las costillas cocidas y 2 tazas de su caldo (o al gusto). Reduce el fuego a medio-bajo y deja que todo hierva junto suavemente durante 15 minutos para que los sabores se integren.

Tal Vez Te Guste