Tiempo Total
30 Min
Tiempo Activo
20 Min
Tiempo Prep
10 Min
Porciones
4

Un postre sencillo, fácil y delicioso. Los plátanos se bañan en jugo de limón y se dubren con coco rallado, luego se hornean y se sirven con leche condensada.

Cómo hacerlo

1. Precalienta el horno a 180º centígrados.

2. Pela los plátanos, pártelos por mitad a lo largo y colócalos, sin encimar, en un refractario rectangular. Rocíalos con jugo de limón y espolvoréalos con el coco rallado.

3. Hornea hasta que los plátanos se hayan cocido perfectamente, aproximadamente 20 minutos. Sírvelos inmediatamente bañados con la leche condensada.

Tal Vez Te Guste