Tiempo Total
1 H 20 Min
Tiempo Activo
45 Min
Tiempo Prep
35 Min
Porciones
6

Contrario a los omelets, la tortilla española se sirve a temperatura ambiente. Es una tapa clásica del país europeo, pero a mi me gusta también como desayuno.

Cómo hacerlo

1. Calienta 1/2 taza de aceite de oliva en un sartén grande a fuego medio-bajo. Agrega mitad de las rebanadas de papa y cocina, moviendo de vez en cuando, hasta que se hayan ablandado, de 15 a 20 minutos. Cuando estén listas, pásalas a un tazón grande, dejando el aceite en el sartén. Cocina las papas restantes en el aceite hasta que se hayan ablandado, luego pásalas al tazón con las otras papas, dejando el aceite en el sartén. Sazona las papas con sal y pimienta al gusto.

2. Mientras, calienta 2 cucharadas de aceite de oliva en otro sartén a fuego medio. Agrega los aros de cebolla y cocina hasta que queden suaves y tomen un tono café dorado, alrededor de 15 minutos. Pasa las cebollas a un plato y deja que se enfríen mientras las papas terminan de cocinarse.

3. Bate los huevos en un tazón. Incorpora las cebollas frías, pimiento en rajas y jamón serrano. Envuelve la mezcla en las papas cocidas.

4. Calienta el sartén con el aceite reservado a fuego bajo. Vierte la mezcla de huevo y cocina hasta que las orilla se hayan cuajado y el fondo empiece tomar un color café dorado, entre 8 y 10 minutos. Despega la tortilla del sartén con una espátula y deslízala cuidadosamente sobre un plato plano y grande. Voltea el sartén boca abajo y colócalo sobre el lado crudo de la tortilla. Voltea el sartén y retira el plato. Regresa a la estufa y sigue cocinando hasta que el centro de la tortilla se haya cocido, alrededor de 4 minutos.

5. Desliza la tortilla cocida sobre un platón y permite que se emfríe a temperatura ambiente. Córtala en seis partes iguales y espolvorea con perejil al servir.

Tal Vez Te Guste