Tiempo Total
30 Min
Tiempo Activo
10 Min
Tiempo Prep
20 Min
Porciones
1

Salsa con chiles asados tal y como la hacía mi abuelita, pero sin el molcajete. Es mucho más fácil prepararla con un procesador de alimentos. Puedes controlar lo picoso de la salsa dejando o eliminando las semillas de los chiles.

Cómo hacerlo

1. Precalienta el comal o la parilla a fuego alto y engrasa ligeramente.

2. Coloca todos los chiles poblanos y los tomatillos sobre la parilla, volteándolos cada 2 minutos, hasta que la piel de éstos se haya quemado y ampollado y los tomatillos hayan cambiado de color y empezado a soltar jugo, aproximadamente 10 minutos.

3. Pela los chiles y corta los tallos. Haz una incisión en el medio y a lo largo de forma que se te facilite sacar las semillas.

4. Coloca la cebolla y el ajo en el procesador de alimentos y pulsa unas 4 veces para picar. Agrega los chiles y pulsa otras 4 veces más para picar todo junto. Agrega los tomatillos y la sal. Pulsa 4 veces más hasta que tenga la textura que deseas. Vierte en un recipiente e incorpora el cilantro.

Tal Vez Te Guste