Tiempo Total
45 Min
Tiempo Activo
30 Min
Tiempo Prep
15 Min
Porciones
8

Las piezas de pollo se cuecen lentamente en una salsa de tomate, chile ancho y crema. El resultado final es una carne suave y jugosa que se derrite en tu boca.

Cómo hacerlo

1. Envuelve los tomates en papel aluminio y ásalos en el comal a fuego medio. Asa ligeramente los chiles de forma que no se quemen.

2. Muele los tomates y chiles asados junto con el ajo, la mejorana, el consomé y la crema.

3. Vierte la salsa en una cazuela y agrega las piezas de pollo en crudo. Deja que hierva, tapa y cocina a fuego lento durante alrededor de 30 minutos. Rectifica la sazón y, si es necesario, añade una cucharadita de bicarbonato de sodio para neutralizar la acidez del tomate, y una cucharada de azúcar, para refinar los sabores.

Tal Vez Te Guste