Tiempo Total
45 Min
Tiempo Activo
20 Min
Tiempo Prep
25 Min
Porciones
6

Los chiles poblanos se rellenan de panela y se cocinan sobre una cama de el arroz blanco espolvoreados con queso fresco.

Cómo hacerlo

1. Coloca los chiles enteros directamente sobre la flama. Voltéalos cada 3 ó 4 segundos hasta que piel se haya ampollado y quemado uniformemente. Mételos a una bolsa de plástico o papel durante unos minutos para que suden y puedas pelarlos fácilmente. Saca los chiles de la bolsa, pélalos y ábrelos con cuidado de forma que puedas retirar las venas y las semillas. Rellénalos con panela y reserva.

2. Calienta 2 cucharadas de aceite en una olla de teflón, agrega el arroz y sofríe hasta que se vea transparente. Agrega la leche, consomé en polvo, crema, mantequilla y sal.

3. Acomoda encima los chiles rellenos y espolvorea el queso sobre éstos. Tapa y cocina durante 20 minutos o hasta que el arroz se haya cocido y el liquido absorbido.

Tal Vez Te Guste