Tiempo Total
55 Min
Tiempo Activo
10 Min
Tiempo Prep
45 Min
Porciones
12

La pulpa del chayote se mezcla con el pollo, la nuez y el pan; luego se regresa a las cáscaras del cayote para que se gratinen.

Cómo hacerlo

1. Coloca el pollo, cebolla y ajo en una olla. Cubre con agua y agrega sal al gusto. Deja que suelte el hervor a fuego alto, reduce la flama, tapa y cocina a fuego lento hasta que se haya ablandado. Deshebra.

2. Mientras, en otra olla cuece los chayotes enteros en suficiente agua con sal, hasta que empiecen a ablandarse.

3. Remoja las migas de pan en la leche evaporada y luego escúrrelas.

4. Precalienta el horno a 180° centígrados.

5. Escurre los chayotes ya cocidos, pártelos por mitad, desecha el corazón y retira la pulpa con mucho cuidado de no romper la cáscara.

6. Combina en un tazón la pulpa con el pollo, pan, nuez, sal y pimienta.

7. Rellena las cáscaras del chayote con esta mezcla y espolvorea con pan molido y trocitos de mantequilla. Coloca los chayotes rellenos en el horno y hornea durante unos minutos para que se doren ligeramente.

Tal Vez Te Guste