Tiempo Total
45 Min
Tiempo Activo
15 Min
Tiempo Prep
30 Min
Porciones
6

Pechuga de pollo en salsa verde sobre sopes fritos recién hechos y servidos con una montaña de lechuga, cebolla y cilantro, aderezados con crema y queso añejo.

Cómo hacerlo

1. Coloca los tomates en una cacerola y cúbrelos con agua. Deja que suelten el hervor y cocina a fuego medio-bajo durante 5 minutos.

2. Asa la el chile, la cebolla y el ajo en un comal a fuego medio, hasta que se hayan quemado ligeramente, aproximadamente 5 minutos para el ajo, 7 para el chile y entre 10 y 15 para la cebolla. Desvena el chile.

3. Muele los tomates verdes junto con el chile habanero, la cebolla, el ajo y el cilantro.

4. Calienta 1 cucharada de aceite en una cacerola mediana a fuego medio. Vierte la salsa en el aceite caliente y sazona con el consomé en polvo. Cocina durante unos 5 minutos, agrega el pollo deshebrado y cocina unos minutos más. Apaga y deja enfriar.

5. Para preparar los sopes, mezcla en un tazón grande la masa de maíz con la sal y un poco de agua tibia. Amasa hasta tener una pasta manejable. Forma bolitas del tamaño de una pelota de ping pon y aplánalas en forma de sopes, asegurándote de que no queden muy gruesos.

6. Calienta abundante aceite en un sartén profundo a fuego medio-alto. Fríe los sopes en el aceite bien caliente hasta que se hayan dorado. Retira el exceso de grasa.

7. Unta los sopes con frijoles y agrega pollo en salsa encima. Adorna con lechuga, cebolla, cilantro, crema y queso.

Tal Vez Te Guste