Tiempo Total
25 Min
Tiempo Activo
5 Min
Tiempo Prep
20 Min
Porciones
6

Estas crepas se rellenan con una mermelada de fresa y se sirven sobre un espejo de rompope y se espolvorean con nuez.

Cómo hacerlo

1. Coloca las fresas, azúcar, limón y agua en una cacerola a fuego medio. Cocina, moviendo de vez en cuando, durante 15 minutos o hasta que se haya creado una mermelada espesa.

2. Mientras, prepara las crepas. Licúa juntos la leche, huevos, harina, sal y mantequilla derretida. Cuela y si la mezcla quedó muy espesa, agrega las 3 cucharadas de leche. Vierte dentro de un tazón o recipiente.

3. Engrasa con mantequilla un sartén de 15 centímetros de diámetro y caliéntalo a fuego medio-alto. Vierte sobre éste una cucharada de cocina (o 4 cucharadas soperas) de masa y extiende la pasta sobre el fondo del sartén levantándolo por el mango y rotando tu muñeca hasta formar la crepa.

4. Voltea en cuando empiece a formar burbujas y cocina por el otro lado hasta que se haya dorado ligeramente. Engrasa el sartén de nuevo y repite el procedimiento hasta terminar con la masa.

5. Antes de servir, pon en el plato un espejo de rompope, rellena la crepa con mermelada de fresa y dóblala en 4 partes. Sirve 3 crepas por plato, báñalas con rompope y espolvorea con nuez picada.

6. Si lo deseas, calienta ligeramente los platos con crepas en el microondas.

Tal Vez Te Guste