Tiempo Total
3 H 15 Min
Tiempo Activo
5 Min
Tiempo Prep
10 Min
Porciones
1

No hay nada mejor que una gelatina natural. El jugo fresco de naranja en esta receta es mucho mejor que cualquier gelatina con saborizante artificial.

Cómo hacerlo

1. Engrasa un molde con aceite y mételo al congelador durante 1 hora.

2. Hidrata la grenetina en el agua.

3. Calienta el jugo de naranja con el azúcar en una olla a fuego medio, sin dejar que hiervan. Agrega la grenetina esponjada, apaga el fuego y mueve para que todo se disuelva bien.

4. Vierte dentro del molde y refrigera hasta que se haya cuajado completamente, entre 2 y 3 horas.

Tal Vez Te Guste