Tiempo Total
40 Min
Tiempo Activo
25 Min
Tiempo Prep
15 Min
Porciones
6

Ésta es una sopa deliciosa que puedes hacer picante o no, dependiendo de tu gusto. Trata de adornar un poco de crema y una ramita de cilantro, como indica la receta.

Cómo hacerlo

1. Calienta el aceite en una cacerola grande a fuego alto. Fríe un poco las pechugas de pollo hasta que ambos lados estén ligeramente dorados (aproximadamente 2 minutos por lado). Saca el pollo y reserva.

2. Pon la cebolla y el ajo en la cacerola y saltea hasta que se tengan un color dorado. Agrega los tomatillos, jalapeños y caldo de pollo. Deja que hierva y reduce el fuego. Tapa y deja cocer a fuego lento durante aproximadamente 15 minutos.

3. Licua poco a poco las verduras en un procesador de alimentos o una licuadora. Regresa a la cacerola y calienta de nuevo. Prueba la sopa y si no está suficientemente picosa, agrega más pimienta de cayena o salsa picante.

4. Desmenuza el pollo e incorpora a la sopa. Sazona al gusto con sal y pimienta.

5. Una vez que está lista para servir, agrega el cilantro picado y revuelve. Sirve la sopa y, si deseas, pon una cucharada de crema sobre cada plato. Coloca una ramita de cilantro sobre la crema y sirve de inmediato.

Tal Vez Te Guste