Tiempo Total
1 H 50 Min
Tiempo Activo
1 H 40 Min
Tiempo Prep
10 Min
Porciones
8

Pancita de puerco fresca se sazona con sal y se hornea hasta que su piel se esponja y se dora a la perfección. Toma menos de 10 minutos prepararla... el horno hace el resto.

Cómo hacerlo

1. Precalienta el horno a 180 ºC. Forra una fuente de horno o refractario con papel aluminio y agrega 1/2 centímetro de agua. Coloca una rejilla de alambre dentro de la fuente.

2. Haz varios cortes en la piel y grasa de la pancita de puerco, sin llegar a la carne. Sazona con una buena cantidad de sal de grano.

3. Coloca la pancita sazonada sobre la rejilla de alambre en el refractario, con la piel hacia arriba y mete al horno precalentado, sin tapar. Hornea durante 1 hora y 30 minutos. Pasado ese tiempo, sube la temperatura del horno a lo más alto y hornea la pancita hasta que la piel se esponje y dore bien, como chicharrón. (Presta atención porque esto sucederá mu rápidamente al subir la temperatura).

4. Saca la pancita del horno y deja reposar 5 minutos. Corta y sirve en tacos.

Tal Vez Te Guste