Tiempo Total
1 H
Tiempo Activo
30 Min
Tiempo Prep
30 Min
Porciones
12

Pastel de chocolate con una capa de crema de menta cubierta con glaseado de chocolate. Una combinación que siempre resulta del agrado de todos.

Cómo hacerlo

1. Precalienta el horno a 180 °C (350 °F). Engrasa un molde para hornear de 33×23 centímetros.

2. Bate 1/2 taza de mantequilla con 1 taza de azúcar refinada, hasta acremar. Agrega los huevos, uno a la vez, mezclando bien después de cada adición. Añade el jarabe de chocolate y la vainilla; bate bien.

3. Aparte, mezcla la harina con la sal; agrega a la preparación anterior, integrando con una espátula y sin batir de más.

4. Vierte la masa dentro del molde engrasado y hornea hasta que pase la prueba del palillo, aproximadamente 30 minutos. Deja enfriar completamente antes de cubrir con las capas de menta y glaseado.

5. Para la capa de menta, bate el azúcar glass con 1/2 taza de mantequilla, hasta tener una textura tersa. Agrega el licor de crema de menta y bate hasta integrar. Unta sobre el pastel ya frío.

6. Para preparar el glaseado de chocolate, derrite las chispas de chocolate junto con 6 cucharadas de mantequilla a baño María o dentro del horno de microondas, revolviendo cada 30 segundos. Deja enfriar un poco, luego unta sobre la capa de menta en el pastel. Refrigera el pastel durante por lo menos 3 horas o toda la noche. Corta en cuadros pequeños antes de servir. Conserva en refrigeración.

Tal Vez Te Guste