Tiempo Total
1 H 45 Min
Tiempo Activo
1 H 15 Min
Tiempo Prep
30 Min
Porciones
12

Una de las pocas recetas de pastel de queso con costra a base de harina y mantequilla. Toma un poquito más de tiempo, pero vale la pena.

Cómo hacerlo

1. Precalienta el horno a 200 °C (400 °F).

2. Mezcla 1 taza de harina con 1/2 taza de azúcar y 1 cucharadita de ralladura de limón. Agrega la mantequilla y mezcla con ayuda de dos tenedores, hasta tener una masa arenosa. Agrega la yema batida y 1/4 cucharadita de extracto de vainilla; mezcla hasta tener una masa uniforme.

3. Toma 1/3 de la masa para la costra y forra el fondo de un molde desarmable de 23 centímetros de diámetro (desarmado). Hornea en en el horno precalentado durante 6 minutos. Deja enfriar, luego engrasa con mantequilla los lados del molde y ármalo. Presiona el resto de la masa en los lados del molde, cubriendo una superficie de 5 centímetros de altura.

Costra

5. Precalienta el horno a 260 °C (500 °F).

6. Bate el queso crema en un tazón, hasta que se esponje. Agrega 1/8 cucharadita de vainilla y 1/2 cucharadita de ralladura de limón; bate bien.

7. Mezcla 1 1/2 cucharadas de harina con la sal y el azúcar restante. Agrega poco a poco al batido de queso crema, sin dejar de batir. Añade uno por uno los huevos y la yema restante, batiendo bien después de cada adición. Incorpora la crema para batir, mezclando con una espátula. Vierte el relleno dentro del molde con la costa.

8. Hornea a 260 °C (500 °F) entre 5 y 9 minutos, hasta que las orillas de la costra se vean doradas. Reduce la temperatura a 100 °C (200 °F) y hornea durante 1 hora más. Saca el pastel del horno y deja enfriar dentro del molde por 3 horas. Desmolda y sirve.

9. Decora al gusto.

Relleno

Tal Vez Te Guste