Tiempo Total
1 H 10 Min
Tiempo Activo
40 Min
Tiempo Prep
30 Min
Porciones
12

Un postre digno de la realeza: pastel de dátiles con nuez de castilla, bajo una cubierta dorada de coco con crema.

Cómo hacerlo

1. Precalienta el horno a 180 °C (350 °F). Engrasa un molde para hornear de 23×33 centímetros.

2. Vierte el agua hirviendo sobre los dátiles en un tazón pequeño. Deja reposar hasta que se enfríen.

3. Coloca harina, polvo para hornear, bicarbonato, sal y nueces en un tazón pequeño; revuelve bien.

4. Bate 1/4 taza de mantequilla con el azúcar refinada en un tazón grande, hasta acremar. Agrega el huevo y la vainilla; bate bien. Incorpora los ingredientes secos en tres tandas, alternando con los dátiles en dos tandas (empezando y terminando con los ingredientes secos).

5. Vierte la masa dentro del molde engrasado y hornea entre 30 y 40 minutos o hasta que pasen la prueba del palillo.

6. Prepara la cubierta: mezcla el coco con el azúcar mascabado, 6 cucharadas de mantequilla y crema en una cacerola pequeña a fuego medio. Deja que hierva 3 minutos. Unta sobre el pastel tibio. Si tu horno tiene la función de asado, coloca el pastel debajo del asador del horno y deja que la cubierta se dore.

Tal Vez Te Guste