Tiempo Total
50 Min
Tiempo Activo
30 Min
Tiempo Prep
20 Min
Porciones
4

Conserva de cerezas frescas en un almíbar muy ligero con poca azúcar y sin conservadores. Estas cerezas son completamente naturales, sin conservadores y muy diferentes a las cerezas en almíbar comerciales. Utilízalas cerezas para preparar o adornar postres... o cómelas como postre saludable. Diluye el almíbar en agua y bébelo como un refresco natural.

Cómo hacerlo

1. Esteriliza cuatro frascos de 500 mililitros con tapadera.

2. Lava muy bien las cerezas y retira los tallos. Divide las cerezas entre los frascos, llenándolos hasta el “cuello”.

3. Hierve 1 litro de agua en una olla grande. Agrega el azúcar y sigue hirviendo hasta que ésta se disuelva.

4. Vierte el agua caliente sobre las cerezas en los frascos, dejando 5 milímetros de espacio entre el líquido y la “boca” del frasco.

5. Coloca una servilleta de tela en el fondo de una olla grande. Acomoda los frascos parados sobre la servilleta y llena la olla con agua, cuidando que ésta no toque las tapaderas de los frascos. Tapa y calienta a fuego alto hasta que el agua suelte el hervor. Hierve durante 20 minutos. Retira del fuego y permite que los frascos se enfríen un poco. Luego saca de la olla y deja enfriar completamente. Conserva las cerezas en un lugar fresco y seco, alejadas de la luz del sol.

Tal Vez Te Guste