September 21, 2018 05:48 PM

Las venezolanas Karina Rosendo y Andrea Chediak ayudan a diseñadores emergentes de toda Latinoamérica a dar el salto internacional desde su incubadora de moda, Stitch Lab. Hablamos con el dúo creativo sobre sus inicios, sueños e inspiraciones. Si te apasiona el diseño, no te lo pierdas.

Rosendo y Chediak nos cuentan que hace dos años estaban e la Semana de la Moda de Nueva York cuando se dieron cuenta de que no había un espacio en el que los nuevos diseñadores latinoamericanos pudieran exhibir su talento en el exterior y decidieron crearlo ellas mismas. “Las grandes firmas querían trabajar e inspirarse en las culturas artesanales y el trabajo hecho a mano de nuestros países”, explica Andrea Chediak.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

“[Estamos] viviendo un boom, ¡lo latino está totalmente in! El talento colombiano lleva ya años triunfando en las pasarelas internaciona- les […] los diseñadores mexicanos están generando propuestas muy atrevidas y diferentes, mientras que Costa Rica se está posicionando como la meca de la moda ecológica y sostenible”, cuenta Karina Rosendo.

¿Lo más difícil de todo el proceso? Elegir a los jóvenes para participar en su programa. “Para ser parte de Stitch Lab obviamente lo primero que evaluamos es el diseño y la estética de la marca, así como la intención del artista. También entran en juego factores como la sostenibilidad de los materiales con que hacen las prendas, el tipo de confección, y el compromiso social de dichas marcas para con sus trabajadores, y la comunidad de artesanos. En esta primera edición de Stitch Lab, quisimos crear un Tropical Extravaganza para arrancar el verano con mucho estilo. Nos inspiramos en lugares como Cartagena, y las islas del caribe para ofrecer al público una colección muy fresca, juvenil y sobretodo muy chic”, cuenta Rosendo.

Este año han contado con las colombianas Goretty Medina y Maygel Coronel, otro dúo de diseñadoras de Uruguay y Ecuador que han creado la marca Isla and White; Lisel Hiller y Valentina Aristizibal que diseñan trajes de baño; la mexicana Vero Solís o Karla Garzaro, de Guatemala, entre otras.

Además de apoyar el talento, una parte importante de su misión fashion es promover una industria de la moda más sostenible. “Queremos demostrar que es posible crear una marca a la moda que cuide de los detalles, ofrezca algo diferente, represente el talento de nuestro país y no explote el trabajo [que hay] detrás de cada prenda”, relata Chediak.

Tal Vez Te Guste

EDIT POST