Junio 05, 2020
Each product we feature has been independently selected and reviewed by our editorial team. If you make a purchase using the links included, we may earn commission.
Anuncio

Las temperaturas cálidas invitan a ir a la playa y agarrar ese tono bronceado que tanto nos gusta. Sin embargo, este verano luce un poco diferente a otros años. Y es que la pandemia arruinó los planes y las vacaciones que muchos ya tenían pautadas para este año. Incluso, después de tantas semanas encerradas, lo más lógico es que la mayoría de nosotras estemos más pálida de lo normal y eso es algo que tenemos que arreglar, sobretodo ahora que seguramente vamos a estar usando ropa más ligera y también mostrando piernas.

Por suerte existen productos como los bronceadores que ayudan a dar color al rostro. Ahora bien, si quieres que ese bronceado y ese glow que tenemos en el rostro se vean más creíbles, también debes darle color al cuerpo.

Para eso existe una gran variedad de autobronceadores corporales que funcionan de maravilla y te dejan luciendo como si hubieras disfrutado de unas increíbles vacaciones en el caribe. Lo mejor de todo es que con estos autobronceadores, los resultados se pueden ver incluso en solo dos horas.

Lo más recomendable es que antes de aplicar el autobronceador te des un buen baño y exfolies la piel de todo el cuerpo. De esta manera, el color queda más parejo. También es importante que te lo apliques antes de dormir, así el producto puede trabajar toda la noche. Eso sí, procura no tener sábanas blancas en la cama porque algunos de estos productos las pueden manchar.

Credit: Cortesía

Sunny Honey Bali Bronzing Foam, de Coco & Eve. $39.99. Cocoandeve.com. 

Natural Glow Instant Sun Body Mousse, de Jergens. $10.69. Amazon.com. 

bronceador, autobronceador, tan, glow, color
Credit: Cortesía

Organic Sunless Tan Dry Oil, de Coola. $46. Coola.com. 

Self Tan Purity Vitamins Bronzing Water Body Mist, de St. Tropez. $42. Ulta.com. 

También ten en cuenta que la mejor manera de aplicar un autobronceador es usando una brocha grande de cerdas sintéticas para las partes más pequeñas como el cuello y el escote, y un guante especial, de tela, que te permitirá aplicarlo fácilmente en todo el cuerpo. Anímate, el resultado te encantará.