Desde qué tipo de espejo usar a cómo recortarlas o depilarlas, aquí está todo lo que necesitas saber. ¡Y sin moverte de casa!

Anuncio

Si estás acostumbrada a arreglarte las cejas en el salón, es probable que ahora, debido al aislamiento social por la crisis del coronavirus, te encuentres un poco desesperada ante la duda de cuándo podremos volver a disfrutar de ese tipo de servicios de belleza de forma segura otra vez. Pero no sufras, Jared Bailey, el experto en diseño de cejas para Benefit Cosmetics, que ya le ha echado mano a las mías en alguna ocasión, nos ha compartido sus mejores trucos para que te atrevas a hacértelas en casa tú misma. ¡Anímate a probar!

Para empezar, debes tener en cuenta que sea cual sea la forma o grosor de tus cejas, muy gruesas o super finas, necesitas recortarlas de vez en cuando. "Recortar tus cejas es como con el flequillo: suena fácil, pero muchas veces acaba en desastre", admite el experto. "Con un gel transparente cepilla las cejas hacia arriba, hacia la línea de crecimiento del pelo y hacia fuera hacia las sienes. Deja que el gel se seque por completo y después corta solo los extremos que veas que sobresalen mucho más de la forma que buscas".

Antes de depilar con pinzas, ten en cuenta que es importante usar un espejo en el que puedas ver las dos cejas al mismo tiempo. "Evita los espejos diminutos y de aumento porque solo puedes ver una parte de la ceja con vello en lugar de la forma real y cómo queda con respecto a tu cara", advierte.

¿Y la luz? También es un factor clave y el experto lo tiene claro: mejor luz natural siempre. "Coge el espejo y las pinzas y ponte cerca de una ventana que aporte luz uniforme".

Por último, utiliza un lápiz para rellenar las cejas con la forma que deseas antes de quitar cualquier vello. "Así puedes ver realmente los que sobran y los que son necesarios [para conseguir esa forma que buscas]".“