Aunque tenemos claro que la juventud no es un tiempo sino un estado mental, las mujeres siempre andamos rebuscando tips de belleza para vernos frescas, y una forma de hacerlo es pintándonos el cabello de ciertos colores que nos hagan ver más jóvenes. ¿Y cuáles son? Aquí te lo contamos.
Anuncio

Recomiendan los expertos que la clave está en elegir un color muy similar al natural; es decir, si tu pelo es castaño claro busca uno muy parecido a ese tono. Además, insisten en cuidar que estos no tengan amoniaco, pues suele dañar tu melena en demasía y posteriormente ni las mascarillas de mayonesa, aceite de oliva o huevo podrán regresarle el brillo y suavidad a tu cabello.

Mientras tanto, los estilistas de Schwarzkopf te ofrecen otros consejos:

  1. Si dudas entre dos tonos, siempre elige el más claro porque es más favorecedor que los tonos oscuros.
  2. No dejes de lado tu corte de pelo, ¡también influye! Pídele a tu estilista que le dé movimiento al cabello y hazle saber que estás dispuesta a tener mechones que recaigan con gracia sobre tu cara. Esto enmarca el rostro y le da suavidad.
  3. Para que te veas natural, usa espumas y lacas con fijación suave.
Mujer con cabello bonito
Mujer con cabello bonito
| Credit: Getty Images

Ahora bien, toma nota de cuáles son esos tonos antiaging y asegúrate de escoger uno que se adapte al tono de tu piel. ¡Los hay para todas!

1. Tonos medios: La regla de oro en la coloración capilar dice que los tonos demasiado oscuros endurecen. Así que nunca pienses en pintarte el pelo de negro para que tu apariencia se vea más fresca. La clave está en ponerle vida y suavizar ese tono oscuro con reflejos en color avellana o chocolate.

2. Castaño claro: A las latinas como tú les fascina estar renovando su clóset, al igual que su cabello. Si estás pensando en teñirte la melena, ¿por qué no considerar un castaño? Lo ideal es aclararte el pelo uno o dos tonos para "engañar" tu edad. Nunca te inclines por los castaños oscuros o negros porque resaltan las arrugas.

3. Rubios: Por herencia, a algunas chicas a los 30 se les ve una que otra cana y eso obviamente les preocupa. A otras, por ya entrar a los 45 años se les hacen más evidentes y naturales. Si tienes ese "problema", recurre a un tono miel o a los tintes con reflejos dorados.

4. Cobrizos: Son vivos y cálidos. Al ser también suaves, hacen que tu piel parezca más fresca.

5. Chocolate: ¡Nos encanta! Este color te va bien sin importar si eres morena o de tez blanca.

Ah, y muy importante, a cualquiera de estos tintes de pelo le sienta mejor un corte de cabello a media melena y si eres bien arriesgada, cambia tu estilo sutilmente todos los años. Diles "NO" a los tonos cenizos: Chicas, ya sé que están muy de moda, pero para este propósito no funcionan. La apuesta por el cabello cano es sofisticada y retro, pero jamás le restará años a tu look y en definitiva te hace parecer mayor. ¿Tú quieres eso? ¡Jamás!

Nunca los rojizos: La coloración rojiza tiene tres inconvenientes: Primero, los tonos rojizos se reflejan sobre la piel, lo que hace resaltar la palidez. Dos, los pigmentos rojos no se fijan bien sobre el cráneo; es decir, no se da un resultado uniforme. Y tres, atrae miradas y traiciona el hecho de querer verte más joven. Tampoco son aceptables los azules, verdes… esos son para las adolescentes. ¡Huye de ellos!

De los recomendados, ¿cuál va a ser tu próximo color de cabello? ¡Cuéntanos!