William “Bill” Lapschies, residente en el estado de Oregón, celebró sus 104 años con su más grande victoria.

Por Mayra Mangal
abril 02, 2020
Anuncio

Este será, sin lugar a duda, el mejor cumpleaños para William “Bill” Lapschies. El veterano de a Segunda Guerra Mundial, sobreviviente de la epidemia de la Gripe Española y la Gran Depresión y residente en Oregón llega a los 104 años de edad con su mayor triunfo: contraer el coronavirus y salir de la enfermedad victorioso.

Así, es, el venerable anciano que reside en el poblado de Lebanon en la residencia para veteranos Edward C. Allworth llegó a esta increíble edad este miércoles y aunque  tanto él como 15 de los residentes de la casa hogar han dado positivo a COVID-19, Bill puede celebrar y apagar las velitas de su pastel número 104.

Según el diario The Oregonian Lapschies fue diagnosticado con la enfermedad respiratoria -que ha cobrado más de 50,200 muertes en todo el mundo- el pasado 5 de marzo y fue uno de los primeros residentes de dicha casa hogar en dar positivo al virus. Desde entonces el anciano ha permanecido aislado en su habitación para guardar la cuarentena.

A pesar de que su condición ha sido mayormente estable su familia se llevó un gran susto cuando un par de días después del diagnóstico Lapschies comenzó a experimentar fiebre alta y a presentar una respiración laboriosa, síntomas, que como ha dicho a People en Español el doctor L. Nelson Sanchez-Pinto, son característicos de las complicaciones del coronavirus.

Sin embargo, casi milagrosamente, su estado cambió y el adorable Bill comenzó a mostrar mejoría. "Ha alcanzado las pautas que marca el [Centro de Enfermedades Infecciones] CDC y de la Autoridad de Salud de Oregón y se le considera como recuperado de COVID-19", aseguró un portavoz a la televisora local KOIN-16.

"Ya la hice", exclamó Lapschies al ser entrevistado. "Estoy listo para la otra". El veterano de guerra estuvo estacionado en las Islas Aleutianas, en el Pacífico Norte, durante la Segunda Guerra Mundial.

KOIN6

Según fuentes, Bill es una de las cuatro personas de mayor edad en el mundo en sobrevivir al virus COVID-19. Una mujer en China y una en Irán, ambas de 103 años, han salido adelante, así como un caballero de 101 años en España.

"Estamos todos en shock cuando lo vimos ahí sentado en su silla de ruedas y saludando por la ventana y nosotros nos quedamos como que '¡Lo va a lograr!'", exclamó Carolee Brown, una de sus hijas.  "Ojalá hubieran visto su sonrisa. La máscara la cubre pero es absolutamente contagiosa", agregó por su parte Jamie Yutzie, una de las nietas del viejecito.

Así, los seis nietos, seis tataranietos y cinco choznos del adorable abuelito podrán celebrar a don Bill como se merece. Eso sí, a distancia.