¿Hay caricias que matan? En el caso de una recién nacida de Iowa se sospecha que un beso pudo haber acabado con su vida.

By Celeste Rodas de Juárez
July 19, 2017 12:43 PM

Mariana Sifrit, la pequeña protagonista de un raro caso de salud, falleció el martes en Iowa a causa de una meningitis contraída de una manera misteriosa.

El principal sospechoso es un beso.

La recién nacida contrajo la meningitis viral provocada por el virus HSV-1 cuando tenía menos de una semana de edad, y se cree que fue transmitida por un gesto de cariño.

Según el diario The Des Moines Register, la vida de Nicole y Shane Sifrit, de West Des Moines, ha pasado en un mismo mes de la gloria al infierno.

La pareja comenzó el mes de julio llena de alegría con el nacimiento de Mariana y su boda una semana después.

Fue precisamente en esa jornada de alegría que comenzaron a notar que su bebita estaba desganada, no quería comer y la llevaron al hospital, donde le dieron el diagnóstico de que la pequeña sufría de una meningitis viral causada por el HSV-1, que se transmite por el contacto.

Como ambos padres dieron negativos a la presencia del virus, la sospecha pasó a que la pequeña se hubiera contagiado el virus a través del contacto con una tercera persona que se le hubiera acercado, probablemente para darle un beso.

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Su inconsolable madre, quien ha colgado fotografías y mensajes constantemente en su cuenta de Facebook sobre el estado de salud de su pequeña, dio a conocer también la triste noticia de su deceso.

"Gracias a todos los que han seguido su viaje y nos han apoyado a través de esto", escribió. "En sus 18 días de vida hizo un gran impacto en el mundo y esperamos con la historia de Mariana que salvamos la vida de numerosos recién nacidos".

Según el Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos, el HSV-1 es el mismo virus que causa herpes labial, pero rara vez conduce a una meningitis viral. ¿Habrá sido el caso de la pequeña Mariana la excepción?

Advertisement