Conversamos con la pediatra Denise Núñez sobre la importancia de tomar medidas preventivas y cuidar a los pequeños de enfermedades que afectan tanto a su salud sicológica como a la física.
Anuncio

Como septiembre es el Mes de la Concienciación sobre la Obesidad Infantil, conversamos con la pediatra Denise Núñez sobre la importancia de enseñar a los padres a ayudar a sus hijos a tener una alimentación más balanceada y prevenir este peligroso trastorno alimentario.

En una entrevista en People VIP, la experta explicó que la obesidad es una enfermedad como cualquier otra donde los niños tienen un exceso de peso por encima del recomendado debido a que tienen más grasa y calorías de la que el cuerpo puede eliminar.

"Si usted ve que su niño tiene un poquito por encima o dos o tres libras de más no crea que su niño está obeso, lo importante que tenemos que hacer es llevarlo al pediatra porque éste tiene dos maneras de ver si el niño es obeso", dijo.

Dr Denise Núñez
Credit: Rey Francisco/GQexclusive Studio

"Hay una gráficas de peso que, dependiendo del [peso] y el tamaño del niño, podemos ver el índice [de grasa] que tiene. Podemos decir que está en sobrepeso cuando sobrepasa del 85 al 95 por ciento y obeso después del 95 por ciento", añadió.

Núñez advirtió que cuando los pequeños ya entran a la obesidad comienzan a sufrir serias enfermedades físicas que son comunes en adultos, como la hipertensión, colesterol alto, diabetes tipo 2, problemas en hígado, problemas ortopédicos por el peso excesivo e incluso asma, en algunos casos. 

Niño obeso
Credit: Getty Images / sompong_tom

La doctora recalcó que los padres son el ejemplo a seguir de sus hijos por lo cual tienen que evitar malos hábitos como el comer alimentos fritos o comida chatarra. Además, deben hacer actividades físicas para quemar calorías, cuidar la calidad del sueño y limitar el tiempo que pasan ante la televisión o con aparatos electrónicos. 

Si quieres saber más sobre el tema, ¡mira la entrevista completa colgada en el video de arriba!