Uno de los oficiales encargados de intervenir en la escuela Robb Elementary School para poner fin al tiroteo reconoce que fue un error esperar una hora para hacerlo.
Anuncio

Pasan los días y los testimonios de la fatídica jornada de muertes en Uvalde, Texas, siguen viendo la luz. A cada cual más conmovedor. En esta ocasión, la voz la ha puesto uno de los policías encargados de intervenir en la escuela Robb Elementary School para frenar este horror.

Su testimonio ha conmocionado al mundo por la cruda realidad de sus palabras. En una entrevista con la revista PEOPLE, el oficial reconoció que "fueron cobardes" a la hora de actuar y que "no había un plan" por parte del comandante para ponerse en marcha.

Cuando las autoridades dispararon contra Salvador, el autor de los hechos, ya yacían en el suelo las 21 víctimas mortales de esta masacre.

Pete Arredondo, el jefe de policía del Uvalde Consolidated Independent School District, previno a 19 oficiales de irrumpir en la escuela mientras el atacante abría fuego. Según Steven McCraw, director del Departamento de Seguridad Pública en Texas, Arreondo creía que el asesino se había escondido en una clase vacía y que no había amenaza para los niños.

Masacre escuela Uvalde Texas
Credit: ALLISON DINNER/AFP via Getty Images

"No fue la decisión correcta", expresó McCraw en conferencia de prensa este viernes. "Fue una mala decisión. Punto. No hay excusa para ello. Había muchos policías para hacer lo que había que hacer, sin excepción", prosiguió compungido.

Según indicó un oficial de ese equipo a PEOPLE, casi nadie estuvo de acuerdo con la orden de su comandante de no actuar. "Pensábamos, hay un put.. tiroteador en la clase, escuchamos disparos ¿y nos vamos a quedar aquí parados con nuestros pulgares en el culo? Queríamos entrar y salvar vidas. Fue la situación más frustrante de toda mi carrera", compartió apenado.

Uvalde masacre escuela texas
Credit: Getty Images

A lo que añadió. "Nos sentimos cobardes al estar parados y permitir que este niñato de 18 años entrara e hiciera lo que quiso hacer", opinó. Un testimonio muy duro que pone sobre la mesa y bajo debate si verdaderamente se hubiera podido evitar la extensión de la tragedia.