El pasado 8 de marzo, uno de los perros del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, fue agresivo contra una persona. Ahora, repite esta acción ¿qué sucedió?

Por Carolina Amézquita Pino
Marzo 31, 2021
Anuncio

El pasado 8 de marzo, se dio a conocer que Major, un perro adoptado, en 2018, por Joe Biden y su esposa Jill, había mordido a un empleado de la Casa Blanca, donde vive desde la investidura presidencial. Ahora, este pastor alemán, de tres años, repitió este tipo de agresión, pero ahora con un trabajador del Servicio de Parques Nacionales de Estados Unidos. El ataque se llevó a cabo en el jardín sur de la mencionada residencia, mientras paseaban a la mascota. 

Ante lo ocurrido, la víctima debió ser atendida de inmediato; sin embargo, no sufrió daños que lamentar y regresó sin problema a sus actividades laborales, según reveló Michael LaRosa, jefe de prensa de la Primera Dama; quien además comentó que el animal "todavía se está adaptando a su nuevo entorno". 

"Mordió a alguien durante un paseo", informó LaRosa a los medios de comunicación. "Como precaución el individuo [afectado] fue visto por la WHMU (siglas en inglés de la unidad médica de la Casa Blanca) y luego volvió a trabajar sin heridas".

Joe Biden
Credit: SAUL LOEB/AFP via Getty Images

Tras el primer incidente, el propio Biden mencionó que el perro ya había recibido entrenamiento y fue trasladado, en aquella ocasión, a su casa privada, en Wilmington, Delaware. Ahora, Major será sometido a un nuevo curso de adiestramiento para que evitar que se repita esta conducta agresiva.

Joe Biden y su esposa tienen otro perro de la misma raza que lleva por nombre Champs, de trece años. Ambos animales fueron llevados a la Casa Blanca. Major es el primer perro que vive en la residencia oficial y que salió de una perrera.