Un niño de 12 años que tomaba lecciones en Centerport, Long Island, NY, murió al caer de un bote y quedar atorado en la hélice del motor.

By Mayra Mangal
July 19, 2017 01:07 PM

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Una clase, que estaba destinada a mostrar las medidas de seguridad que se deben seguir en un barco a un grupo de niños, se transformó en la escena de un espeluznante accidente que le causó la vida a un chico de 12 años.

El incidente ocurrió la tarde del martes en el Centerport Yacht Club, ubicado en Long Island, al este de Nueva York. Según un comunicado obtenido por la revista People, el niño participaba en la lección con otros dos compañeros que incluía hundir un bote como parte de la demostración. Durante la sesión, dos de los estudiantes quedaron sentados en un bote inflable tipo Zodiac —que lleva un motor fuera de borda—mientras que el menor de 12 años entró en el agua.

Al concluir la demostración, el instructor de 18 años subió a la víctima al bote, pero cuando el bote aceleró el niño cayó al agua y quedó atorado en la propela de la nave, según se explicó en el comunicado.

“El instructor sacó al niño [lo subió] de vuelta al bote y le practicó primeros auxilios hasta que llegaron los paramédicos”, dijo el asistente del comisionado de la policía del condado de Suffolk, Justin Myers, en conferencia de prensa. Ahí también se detalló que cuando el niño abordó el bote inflable no pudo agarrarse porque ese tipo de navegación no tiene de dónde asirse y que fue el impulso del arranque el que arrojó al menor al agua.

El niño fue llevado de inmediato al hospital de Huntington, donde posteriormente falleció a consecuencia de las “graves heridas” que sufrió en el pecho.

 

Advertisement


EDIT POST