Muchas de las historias de los inmigrantes latinos en los Estados Unidos nos tocan el corazón. Esta que te contamos a continuación es una de ellas... ¡Y no podrás creerla!

Por Nuria Domenech
Marzo 07, 2020
Anuncio

Cuántas historias leemos que nos llegan al alma acerca de las situaciones injustas que en muchas ocasiones viven los latinos al tratar de legalizar su situación en los Estados Unidos… Muchas nos han partido el corazón, como las de los niños enjaulados o separados de sus padres a edades inimaginables, pero esta también es increíble.

Un joven ciego de nacimiento, el mexicano Lucio Delgado, emigró a Estados Unidos en busca, como tantos otros extranjeros, de mejores oportunidades en el año 2013. Al presentarse por fin a su examen de ciudadanía en 2018, “cuando por fin iba a ser alguien para enorgullecer a mi familia” según dijo con sus propias palabras en una entrevista al canal de televisión CBS, sucedió lo imprevisible: le reprobaron durante las pruebas.

No era que el invidente no estuviera bien preparado: después de superar todas las pruebas de historia, actualidad e inglés, le pidieron que leyera una frase. Lucio Delgado es completamente ciego, no hay forma que no pueda leer si no es bajo el sistema mundialmente conocido de braille.

Fotograma: CBS

Cuando él pidió una alternativa así a los oficiales de inmigración, pese a que era más que obvio que el hombre no veía nada, los agentes le dijeron que no tenían esa posibilidad y le ofrecieron un nuevo papel… ¡Con letras más grandes!

Después, sólo le quedó la opción de regresar al examen con una carta médica de un especialista que constatara que su ceguera era cierta. Sin seguro médico y con bajos recursos, Luis Delgado no se lo pudo permitir… Y una carta de USCIS le confirmó que su ciudadanía había sido finalmente rechazada ya que “Desafortunadamente, no fue capaz de leer una oración en inglés…”

Gracias a sus caso, muchas personas se cuestionan ahora cómo el programa de inmigración que usa USCIS contempla a las personas discapacitadas. “Nunca pensé que nunca me ofrecieran la posibilidad de hacer las pruebas en algo tan básico como el sistema braille, fue una gran sorpresa”, aseguró el mexicano al Washington Post.

El abogado de Luis Delgado informó que USCIS le ofreció una nueva cita después que su historia se filtró a los medios, y un representante de inmigración aseguró al Washington Post que desde noviembre del mes pasado ya se ofrecen las pruebas en braille para los invidentes. ¡Qué alivio!