El esposo está actualmente ingresado en prisión por abusar sexualmente de una niña.

Por Teresa Aranguez
Enero 11, 2020
Anuncio

Demandas hay muchas y por situaciones de lo más variopintas. La más reciente llega de manos de una mujer que ha denunciado a la iglesia por hacer pública una confesión bajo el juramento de Dios.

Su marido confesó al clero que había abusado sexualmente de una niña, un caso verdaderamente serio que la institución decidió poner en manos de los tribunales de inmediato por la gravedad del asunto.

Kristine Johnson, original de Oregon, puso en su demanda que su esposo contó su ‘pecado’ tal y como indican las leyes de la Iglesia y que ésta no cumplió dichas normas de mantener el secreto de confesión.

Según la demandante, ni ella ni su esposo fueron advertidos en el momento de la revelación que esta información sería llevada a la policía. Asegura que jamás pensaron que su confesión se haría pública.

La iglesia de Jesucristo de los Santos se mantiene en su postura y asegura, tal y como recoge CNN, que su función es proteger a las víctimas por encima de todas las cosas.

El estado de Oregón es uno de los 28 que considera a los miembros de la iglesia obligados por ley a reportar todo tipo de información que vaya contra la dignidad o represente un delito para las personas, como es este caso.

La demanda está ya en manos de la justicia sobre este suceso que tuvo lugar en el 2016. Actualmente, el esposo, Timothy Samuel Johnson se encuentra cumpliendo condena en la prisión Pendleton, del estado donde se llevaron acabo los hechos.