Autoridades en Tijuana confirmaron el hallazgo de cinco cuerpos en el interior de una vivienda: incluyendo el de una pareja Californiana desaparecida el 10 de enero.

Por Mayra Mangal
Enero 22, 2020
Anuncio

Autoridades en Tijuana, México están desenredando la complicada madeja que tejió un asesino luego de descubrir cinco cadáveres en distintos estados de descomposición en una casa de dicha ciudad fronteriza. Los cuerpos incluyen los de una pareja de ancianos del sur de California que desaparecieron misteriosamente el pasado 10 de enero.

Los macabros hallazagos se produjeron luego de que Jesús Rubén López Guillén, de 70 años, y su esposa, María Teresa López, de 65, fueran reportados como desaparecidos por su hija luego de que viajaran a Tijuana por negocios.

Norma López, residente en Garden Grove, en cl condado de Orange, al sur de Anaheim, reportó a sus padres como desaparecidos luego de no tener noticias de ellos.

“Ellos son dueños de propiedades en Tijuana y fueron a un sitio para recaudar el alquiler y llevarlo a banco y a donde hay un sitio para poder cambiar [de moneda]”, aseguró a People el teniente Carl Whitney de la policía de Garden Grove. “Simplemente iban a cambiar el dinero, luego dar otra vuelta y regresarse”.

López explicó que intentó restrear a sus padres con su Iphone y que localizó una señal desde una de las propiedades de los hoy difuntos, ubicada en el 145 de la calle de Donato Guerra, según reporta The San Diego Tribune.

María Teresa López y su marido, Jesús Rubén López Guillén, desaparecidos el 10 de enero pasado:

Jesús Rubén López Guillén, María Teresa López

El viernes pasado las autoridades pudieron restrear a la pareja hasta dicha vivienda, donde cámaras de seguridad indicaban que estaban dentro de la vivienda.

En dicho lugar residía Santiago “N”, de 37 años, un nuero de la pareja, que al parecer les ayudaba con sus propiedades en Tijuana. Un cateo de la vivienda produjo el descubrimiento de los cuerpos que estaban enterrados dentro de la casa.

Pero los macabros hallazgos no pararon ahí: el sábado la policía de Tijuana descubrió el cuerpo de una mujer y el cuerpo de un hombre enterrados en el mismo lugar.

Inicialmente, la policía sospechaba que Guillén y López habrían fallecido a causa de una disputa de dinero con su nuero. Pero con el segundo hallazgo de un quinto cuerpo -el de un hombre aún no identificado, encontrado este lunes- ha avivado las sospechas de que se trate de un posible caso de asesinatos en serie probablemente perpetrados por Santiago “N”, quien según la fiscalía se “encuentra en prisión preventiva por el delito de desaparición forzada de personas”.

Todos los cuerpos fueron encontrados enterrados en distintos puntos de la vivienda con señales de violencia. Uno de ellos fue cubierto con arena y el de una de las mujeres estaba cubierto con cal. Todos los cuerpos estaban envueltos con bolsas de plástico.

Hiram Sánchez Zamora, Fiscal del estado de Baja California, asegura que de momento el sospechoso enfrentará cargos por el asesinato de sus suegros. Sin embargo, añadió que la policía investiga reportes de otras desaparciones ocurridas alrededor de dicha vivienda donde personas fueron atraídas por supuestos anuncios de la venta de autos para no volver a ser vistos.