La mujer que fuera llamada "la peor madre de Estados Unidos" trata de llevar su vida en el anonimato, pero han salido algunos detalles de su vida

Anuncio

Nueve años después de la desaparición y muerte de su hija Caylee Marie Anthony, por el cual estuvo en prisión como la principal sospechosa, y seis años después de que ella fuera absuelta de ese crimen en el 2011, han salido detalles de lo que está haciendo ahora Casey Anthony.

Según informe de People, en los últimos años la mujer que fue llamada “la peor madre de Estados Unidos”, ha sido fotografiada realizando rutinas cotidianas: en Starbucks, comprando ropa en Old Navy, visitando una venta callejera.

Cuando terminó el juicio, se mudó a la casa de su pastor y, un año después, a la de su investigador principal, Pat McKenna, en Palm Beach, Florida, ciudad en la que abrió un negocio de fotografía, aunque no está claro si ya tiene clientela. Mientras ese negocio se define, comenzó a ganarse la vida trabajando como asistente de McKenna, especializándose en búsquedas en Internet.

Una de las pocas veces que ha aparecido en eventos públicos, fue en febrero de este año cuando, acompañada de unos amigos protestó contra el presidente Donald Trump frente a su mansión de Mar Lago. Alguien la reconoció y le tomo unas fotografías las cuales se hicieron virales.

Allí, declaró a un periodista de la AP que la interrogó sobre la opinion que tenían las personas sobre su absolución del juicio que se le hizo por el supuesto asesinato de su hija de dos años: “No me importa un cara** lo que la gente piense de mí ni me importará jamás. Yo estoy bien conmigo misma. Duermo bastante bien de noche”.

También reveló que tiene lleva una vida social normal, que le permite salir a bares con amistades y dice que de vez en cuando algunos hombres hasta se han ofrecido a pagarle sus bebidas en esos atros. Así mismo indicó que ha tenido algunos romances, pero fuera de eso lleva una vida bastante solitaria.