Así son las estrictas medidas para evitar que la COVID-19 descarrile los Juegos Olímpicos en Tokio 2020, donde algunos atletas se han contagiado.

Anuncio

La pandemia del COVID-19 se transformó en uno de los mayores obstáculos que ha tenido la organización de los Juegos Olímpicos de Tokio 2020. Luego de haber sido pospuestos, la realización del evento estuvo en entredicho hasta último momento debido a la preocupante situación sanitaria que afronta Japón.

Durante las últimas semanas, la capital nipona atraviesa por uno de los picos más altos de contagio de la COVID-19, lo que llevó a los organizadores de las Olimpiadas a tomar la drástica decisión de llevar a cabo el evento sin espectadores. Inicialmente, se había anunciado que se permitiría el ingreso de un número reducido de asistentes a su inauguración y a los escenarios deportivos. 

Tokio 2020, medidas contra en Coronavirus.
Tokio 2020, medidas contra en Coronavirus.
| Credit: Valery SharifulinTASS via Getty Images

A pesar de las medidas extremas y de precaución que se han tenido para evitar la propagación del virus, casos positivos se han detectado entre algunos atletas y las comitivas que se encuentran en Tokio, lo que ha generado una alerta roja en la Villa Olímpica. Estados Unidos, Alemania, Reino Unido, México, Chile, Holanda y Sudáfrica son algunas de las delegaciones que han detectado atletas con pruebas positivas. 

Las medidas de prevención para los deportistas e integrantes de los equipos olímpicos iniciaron desde mucho antes de llegar a Tokio, ya que para ser aceptados en los vuelos que los llevaron a la ciudad japonesa debieron presentar dos pruebas negativas tomadas con un máximo de entre 96 y 72 horas de antelación al viaje. Tan pronto descienderon del avión, una nueva prueba los esperaba. 

Una vez instalados en la Villa Olímpica, los deportistas debieron hacerse una prueba diaria, además de someterse a chequeos de temperaturas cada vez que ingresaban a sus lugares de estadía, según reportó en su sitio web la revista Sports Illustrated.   

Simone Biles
Simone Biles
| Credit: Ezra Shaw/Getty Images

Aunque los atletas no han estado obligados a permanecer en la Villa Olímpica, los únicos lugares a los que pueden ir son los escenarios deportivos oficiales de las Olimpiadas. Para su desplazamiento han tenido prohibido hacerlo en transporte público y deben usar los buses o automóviles designados por la organización, los cuales son rigurosamente desinfectados.  

Medidas preventivas como el distanciamiento social, el lavado de manos y el uso de desinfectante es frecuentemente recordado. Sumado a esto, el uso de máscarillas es obligatorio. No seguir los protocolos de seguridad establecidos por la organización puede ser penalizado con la descalificación de los juegos. En caso de que un atleta dé positivo en alguna de las pruebas, de inmediato es puesto en aislamiento y no puede competir.

Si necesitas información actualizada sobre la COVID-19, sus síntomas o tratamiento, por favor visita el sitio de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) que ofrece su servicio en español.