LIVE

Flávia Godinho Mafra, una profesora de 24 años con 36 semanas de embarazo, falleció tras acudir al festejo que organizaba una "amiga".

Por Mayra Mangal
Septiembre 02, 2020
Anuncio

La ciudad de Florianópolis, en Brasil, se ha visto sacudida por la horrible tragedia de la que fue víctima una joven embarazada, a quien una amiga la engatusó invitándola a un baby shower falso para arrancarle el bebé que llevaba en el vientre y posteriormente quitarle la vida.

Los hechos se desencadenaron cuando el pasado jueves Flávia Godinho Mafra, una profesora sustituta de 24 años que tenía 36 semanas de embarazo, desapareció luego de dirigirse al supuesto festejo que organizaba una amiga.

"Flávia desapareció el jueves en la tarde cuando se fue al supuesto baby shower que tendría lugar en São João Batista", reportó la policía local según informa NSC Total, en Florianópolis.

Al día siguiente, su marido, Valdeli Mafra, encontró el cuerpo de su mujer abandonado en un depósito de cerámica, según reportó Metro UK. Su hijita —a quien llamarían Cecilia— fue encontrada posteriormente cuando la sospechosa de 26 años y su marido la llevaron a un hospital con vida. El par fue arrestado ahí mismo.

Según se informa, la bebé tenía cortaduras en la espalda, algo que despertó sospechas entre el personal del centro de salud, especialmente porque la supuesta "madre" de la bebé no daba señal alguna de haber dado a luz recientemente.

Flavia Godinho Mafra y esposo Valdeli Mafra
Credit: Facebook
Flavia Godinho Mafra
Flávia Godinho Mafra
| Credit: Facebook

En primera instancia y antes de su arresto, la sospechosa fue contactada por la familia y dijo que la víctima había salido del baby shower "con alguien más".

Sin embargo, cuando el esposo de la fallecida descubrió su cuerpo y la mujer fue detenida en el hospital, esta confesó su culpabilidad. Según explicó, ella sufrió un aborto en enero pasado y desde entonces se había obsesionado con robarse a un niño, así que decidió llevarse al que tendría su amiga, según informa el mismo sitio británico.

Los hechos recuerdan la muerte de Marlen Ochoa, una adolescente de 19 años de origen hispano a la que le arrancaron del vientre el bebé que esperaba y luego la estrangularon.

La madre primeriza desapareció en abril y en mayo la policía de Chicago halló sus restos despedazados y el vientre abierto, sin su bebé. Cuatro personas fueron detenidas antes del hallazgo del cadáver que estaba abandonado en un bote de basura.

La familia explicó que Ochoa había entrado en contacto con un supuesto grupo de madres en Facebook y que ahí ella pidió donativos de ropa para el bebé que esperaba. Una de esas personas le contestó y le dijo que esperara “dos semanas” y que pronto le obsequiaría ropa que no necesitaba más. Milagrosamente, su bebé sobrevivió a la espantosa tragedia.