Carrie O'Connor falleció mientras cargaba unos paquetes. El ascensor se derrumbó del primer piso al sótano. Aquí, el reporte.

Por Mayra Mangal
Septiembre 16, 2020
Anuncio

Carrie O'Connor, una joven profesora de lenguas falleció en Boston luego de ser aplastada por un ascensor mientras cargaba unos paquetes. El aparato se derrumbó del primer piso al sótano arrancándole la vida. La tragedia se hace más dramática pues la graduada de Virginia Tech se había mudado al edificio donde ocurrió el accidente hacía solo un mes.

La tragedia sucedió este lunes en un edificio ubicado en 1140 Commonwealth Ave., según reporta CBS-4, en Boston. La maestra de 38 años y conferencista de la facultad  de Artes y Ciencias de la prestigiosa Boston University estaba intentando introducir un paquete de gran tamaño al elevador.

Leanne Scorzoni, una vecina del edificio, contó a dicha cadena que corrió hacia el ascensor cuando escuchó los gritos. Allí, otros vecinos le dijeron que O'Connor estaba lidiando con una caja, que no sabían si la estaba introduciendo o tratando de sacarla del elevador. "Fue horripilante", exclamó la mujer sobre el alarido que emitió la víctima. "Ni [siquiera fue un grito] no puedo ni describir lo que fue".

Según dicha persona un vecino vio a la víctima justo antes del accidente. "La estaba ayudando con su caja para meterla al edificio y ella andaba de arriba para abajo, y yo le dije: 'Oye, ten cuidado' porque… tienes que abrir la puerta [del ascensor] del todo y luego entrar para apretar el botón. Pero si tienes algo dentro puede activar el sensor [de movimiento]". Scorzoni cree que "sea lo que sea que ella metió ahí fue lo que activó el sensor y [el elevador] empezó a moverse".

Credit: Boston University/Facebook

Boston University lamentó el fallecimiento de O'Connor:

?ref_src=twsrc%5Etfw%7Ctwcamp%5Etweetembed%7Ctwterm%5E1305984101132857345%7Ctwgr%5Eshare_3&ref_url=https%3A%2F%2Fpeople.com%2Fhuman-interest%2Fboston-university-lecturer-crushed-to-death-by-apartment-elevator%2F

O'Connor murió justo un mes después de haber celebrado sus 38 años, el pasado 16 de agosto.

La policía ha declarado la muerte de la profesora como asfixia por traumatismo accidental, según indica Boston-25 News. La investigación continúa.