Justine Johnson, una madre de 22 años, fue acusada de asesinar a su hija el viernes en la madrugada en su casa del condado de Iosco, Michigan, y esconder su cuerpo en una bolsa de basura.

Anuncio
Justine Johnson
Justine Johnson
| Credit: Iosco County Jail

Justine Johnson, una madre de 22 años, fue acusada de asesinar a su hija el viernes en la madrugada en su casa del condado de Iosco, Michigan, y esconder el cadáver en una bolsa de basura.

Según una declaración jurada de arresto de la policía del municipio de Oscoda obtenida por el canal local WJRT, el hermano de Johnson descubrió un pie diminuto que sobresalía de una bolsa de basura negra y llamó inmediatamente al 911.

El fiscal local indicó que cuando llegó la policía, encontraron el cuerpo de la pequeña Sutton Mosser dentro de la bolsa, con múltiples puñaladas.

Justine Johnson
Justine Johnson
| Credit: Iosco County Jail

La declaración jurada añade que la noche anterior, el hermano de Johnson le había preguntado dónde estaba su hija y ella le respondió que se ocupara de sus propios asuntos.

El periódico Oscoda Press informó que en ese momento Johnson y su hija se estaban quedando con Alisa, la madre de Johnson y quien era la principal cuidadora de la niña.

"Ese bebé me amaba más que a nada. Estaba tan cerca de mí que siempre esperaba que volviera a casa del trabajo", dijo Alisa al canal WNEM. "Estaba llena de vida. Era muy inteligente. Conocía tantos colores, [y] podía contar casi hasta el 30".

La abuela también aseguró que la tragedia había sido un golpe muy fuerte. "Me derrumbé. Les dije que me dijeran que no es cierto, que necesitaba llegar a mi bebé y esto no podía estar pasando".

Según Alisa, su hija es inocente, ya que considera que nunca le hubiese hecho daño a la pequeña.

"Justine amaba a Sutton con todo su corazón. Nunca dejaría que nadie lastimara a ese bebé", dijo. "Ella siempre estuvo ahí para ella. Nunca hizo nada que la lastimara. Quiero una investigación justa para mi hija. Quiero que mi nieta tenga la justicia adecuada".

Cuando los agentes de la policía llegaron a la casa, la madre de la pequeña no estaba. Luego fue encontrada caminando por las vías del tren. Cuando le preguntaron sobre la muerte de su hija, dijo que no quería hablar al respecto.

En estos momentos Johnson, quien está acusada de homicidio por asesinato y abuso infantil en primer grado, está detenida sin derecho a fianza en la cárcel del condado de Iosco. La joven se declaró inocente el lunes y debe comparecer ante el tribunal el próximo martes 28 de septiembre, según medios locales.