Los mexicanos se abalanzaron a comprar bebidas alcohólicas ante el temor de que el gobierno declare una ley seca nacional como respuesta a la pandemia.

Por Isis Sauceda / L.A.
abril 02, 2020
Anuncio

Tras ordenarse el cierre de bares, discotecas y locales de entretenimiento como parte de la emergencia sanitaria, los mexicanos temen que el país instale una ley seca que impida la compra de alcohol como ya sucede en algunos estados.

Por eso en establecimientos a lo largo de la geografía mexicana se vieron a miles de consumidores pertrechándose de vino, cerveza y licores para no pasar un posible confinamiento desabastecidos de alcohol.

Lo cierto es que hasta el momento solo se ha suspendido la venta en establecimientos denominados como no esenciales durante esta crisis sanitaria.

Eso no impidió que el gobernador de Tabasco, Adán Augusto López Hernández, diera un paso más allá y con mano dura cesó toda venta de bebidas alcohólicas en cualquier establecimiento de su estado, incluyendo supermercados.

“En Tabasco a partir de hoy vamos a tomar medidas y acciones extraordinarias para tener una mejor atención a la problemática que enfrentamos por el coronvavirus”, anunció a través de sus redes sociales. “He instruido […] para que se suspenda de manera temporal en tanto dura esta emergencia sanitaria, la venta de bebidas alcohólicas y de cerveza, la venta, la distribución, la comercialización, en todo tipo de establecimientos mercantiles. Esto es en depósitos, en tiendas de conveniencia, en supermercados, no habrá venta de bebidas alcohólicas. Quiero decirles que el gobierno del estado está trabajando muy al pendiente para asegurar la salud y el bienestar de los tabasqueños”.

Tabasco es el primer estado en declarar ley seca en México durante esta pandemia. Otros estados como Quintana Roo, Campeche y Sonora llevarán a cabo un monitoreo de la venta por horario, de acuerdo al diario Milenio.

Pero estas medidas estatales han alarmado a la ciudadanía del resto del país, que se teme una extensión al resto del país de la orden del gobernador de Tabasco.

La jefa de gobierno de Ciudad de México, Claudia Sheinbaum, señaló que hasta el momento no existe la prohibición de alcohol en las tiendas designadas como esenciales que permanecen abiertas.

“En ningún momento se ha decretado ley seca en la Ciudad [de México] por motivo de la declaración de la emergencia sanitaria”, aseguró a través de sus redes sociales. “Se les pide a las tiendas de autoservicio no cerrar ni condicionar la venta de bebidas alcohólicas”.

Omar Martínez/picture alliance via Getty Images

El aumento de las ventas dejó a algunas tiendas sin producto en ciertas partes del país, similar a lo que pasó con el gel antibacterial y el papel higiénico, según la prensa mexicana.

La ley seca es una medida que prohíbe la venta de bebidas alcohólicas durante un tiempo determinado por las autoridades. En México, por lo general, se decreta ley seca durante los días de elecciones y diversas celebraciones religiosas.