El padre de Isai Morocho, un estudiante de Wisconsin, contó entre lágrimas que llevaron al joven al doctor en dos ocasiones y nunca le detectaron el virus. Aquí, el reporte.

Por Mayra Mangal
Diciembre 01, 2020
Anuncio

Los familiares de Isai Morocho, un jovencito que estudiaba en una universidad de Madison, en Wisconsin, se han cubierto de luto por la muerte del menor de solo 16 años que falleció de manera repentina y fulminante. Tras su muerte, los padres descubrieron que tenía COVID-19.

El joven falleció durante las vacaciones por el Día de Acción de Gracias luego de que enfermara, según dijeron sus padres y directivos de la escuela East High School, donde cursaba sus estudios.

Con la voz rota y lleno de dolor, Milton Morocho, padre del menor, contó al locutor Alejandro Riano cómo su hijo se vino a bajo en pocos días. Según explicó, Isai presentaba vómito y diarrea imparables y ahí decidieron llevarlo a la clínica Dean. "Nos mandaron al [pabellón] respiratorio", explicó, donde le realizaron una prueba de COVID-19 que salió negativa, según informa MiWisconsin. "Me dijeron que ellos creían que era un virus estomacal, muy común en este tiempo".

La familia se lo llevó a la casa y a base de líquidos y sopas continuaron sus cuidados por recomendación médica. "Se miraba bien, lo único es que tenía mucho vómito y diarrea". Pero Isai no mejoraba. El viernes pasado sus padres volvieron a llevarlo al centro médico, donde al parecer el diagnóstico no mostraba nada fuera de lo normal y no se le realizó una segunda prueba.

"Le revisaron los pulmones, el corazón… no quisieron hacerle otra prueba de la COVID porque dijeron que estaba negativo", aseguró el adolorido padre, que tiene dos hijos más. "Nosotros no sospechamos de la COVID-19 porque no tenía problemas respiratorios. Isai era un joven saludable y fuerte”.

En sus últimas horas, el joven, sintiéndose muy enfermo, dijo: "Sorry, papi… tengo miedo", explicó su papá entre incontenibles lágrimas. "Estábamos todos aquí en la sala. Empezó a comer la galleta y noté que ya no estaba, fue demasiado rápido. Traté de reanimarlo hasta que llegara el 911 y no se pudo más".

La prueba de toxicología entregada a los padres tras la muerte de Isai, confirmaba su muerte por una “pulmonía de COVID-19”.

Chinto
Credit: GOFUNDME
Chinto
Credit: GOFUNDME

"Con el corazón destrozado y tristeza decimos que nuestro amado Chinto ha fallecido y está gozando de la gloria de Dios. Chinto tenía la actitud más cariñosa y emocionada acerca de la vida que hizo que todos a su alrededor se emocionaran al ver qué iba a hacer con ella", se dice en la campaña de recaudación de fondos para costear la cremación del joven Isai que se está llevando a cabo en GoFundMe.

"Era conocido por su empatía, humor y mucho más. En este momento mi familia está pasando por momentos muy difíciles y cualquier cosa que pueda ayudar a aliviarlos será apreciado. Todos los fondos recaudados serán para que sus papás puedan cubrir los gastos para que su hijo pueda descansar en paz".

"Esta es una pérdida terrible para todos en nuestra comunidad", expresó por su parte Brendan Kearney, director de la escuela East High. "Nuestros pensamientos y oraciones están con su familia".

---

Si necesitas información actualizada sobre la COVID-19, sus síntomas, tratamiento, etc., por favor visita el sitio de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) que ofrece servicio en español: www.cdc.gov/spanish/index.html