El hombre fue sentenciado por asesinar a Valerie Reyes, quien fue encontrada muerta en Greenwich, Connecticut, el 5 de febrero de 2019.

Anuncio
Valerie Reyes Greenwich Police
Valerie Reyes Greenwich Police
| Credit: Greenwich Police

Un neoyorquino ha sido condenado a 30 años de prisión por secuestrar a su exnovia, meterla en una maleta y dejarla al borde de la carretera para que muriera.

Javier Da Silva secuestró a Valerie Reyes, de 24 años, en enero de 2019 después de que la pareja se viera involucrada en un "altercado violento" que resultó en que Reyes sufriera "un traumatismo en la cabeza, hematomas alrededor de la cara y un gran hematoma en la frente", según la Oficina del Fiscal Federal para el Distrito Sur de Nueva York.

Después del altercado, Da Silva ató las manos y los pies de Reyes y le tapó la boca con cinta adhesiva. La metió en una maleta y la dejó al borde de la carretera en Greenwich, Connecticut, donde se encontró su cuerpo menos de una semana después, el 5 de febrero de 2019.

La Oficina del Médico Forense de Connecticut concluyó más tarde que Reyes murió por homicidio por asfixia.

Días antes de que el cuerpo de Reyes fuera encontrado, Da Silva retiró más de $5,000 de su cuenta bancaria y vendió algunas de sus pertenencias, incluido un iPad, dijo la Oficina del Fiscal de los Estados Unidos.

Da Silva
Da Silva
| Credit: INSTAGRAM

"Javier Da Silva cometió un secuestro espantoso que resultó en la muerte de una joven. En los días posteriores, usó su tarjeta de cajero automático para vaciar su cuenta bancaria y luego intentó encubrir las pruebas de su conducta", dijo la fiscal federal Audrey Strauss en un comunicado el jueves. "Valerie Reyes, la víctima de este crimen, estaba en el mejor momento de su vida cuando el acto abominable de Da Silva lo terminó sin sentido. Los que cometen violencia, especialmente los que matan, no escaparán de la justicia".

El 11 de febrero, Da Silva fue arrestado en Queens por un cargo federal de secuestro resultante en muerte, que conlleva una sentencia de muerte o cadena perpetua. Un año después, en febrero de 2020, se declaró culpable del cargo a cambio de una sentencia menor.

Además de su pena de prisión, Da Silva fue sentenciado a dos años de libertad supervisada.

Si está experimentando violencia doméstica, llame a la Línea Directa Nacional de Violencia Doméstica al 1-800-799-7233, o visite thehotline.org. Todas las llamadas son gratuitas y confidenciales. La línea directa está disponible 24 horas al día, 7 días a la semana en más de 170 idiomas.