Jacob Forman pasará el resto de sus días en prisión por matar a su esposa con un martillo y luego llevar a sus dos hijas pequeñas a la iglesia antes de estrangularlas.

By Lena Hansen
September 19, 2019 10:11 AM

Jacob Forman pasará el resto de sus días en la cárcel por el triple homicidio de su esposa y sus dos hijas. El hombre canadiense de 35 años mató a su esposa Clara Forman, de 33, con un martillo y luego estranguló a sus hijas Karina, de 7 años, y Yesenia, de 8. Cuando su esposa discutió con él y se quejó de que él bebía demasiado alcohol, Jacob le dio en la cabeza tres veces con un martillo, matando a la joven madre en su hogar en Kelowna, Canadá el 17 de diciembre del 2017.

Luego mató a sus hijas supuestamente para evitarles el dolor de crecer sabiendo que su padre había asesinado a su madre. Mientras la golpeaba, Clara le preguntó a su esposo: "¿Qué estás haciendo?", según reportó Canadian Press del testimonio en la corte.

Facebook

Las niñas escucharon a su madre gritar y el padre les escondió lo sucedido, diciendo que Clara no se sentía bien. Luego llevó a sus hijas a la iglesia, según CBC News. Más tarde las niñas regresaron a casa y él les pidió que se pusieran sus pijamas antes de estrangularlas una por una. Primero mató a la mayor, Yesenia, diciéndole que quería "jugar un juego", reportó Fox News, ahorcándola usando un juguete de un caballo de madera. Su hermana menor Karina sufrió la misma suerte.

Facebook

Jacob confesó a las autoridades que contempló suicidarse después de matar a su esposa y sus hijas. Sim embargo el hombre fue a trabajar como si nada hubiese ocurrido por los próximos dos días después del triple homicidio. Cuando Clara no llegó al trabajo, sus colegas alertaron a la policía, que encontró los cadáveres de la joven madre y sus hijas en el garaje de la casa.

Advertisement