Don Francisco entrevista a Carla Jacinto, quien fue víctima del tráfico humano y hoy es vocera para prevenir la explotación sexual de menores.

By Lena Hansen
March 28, 2017 03:27 PM

Carla Jacinto, quien fue víctima de tráfico humano, abrió su corazón en el programa Don Francisco te invita (Telemundo) donde además de servir de ejemplo de supervivencia instó a otras jovencitas a no caer en las mismas trampas que ella. La joven mexicana que ha visitado al Papa Francisco para compartir su mensaje, también ha dado su testimonio en el Congreso estadounidense y ahora es una vocera contra la trata de personas.

Presentando el caso de la joven en su show, Don Francisco explicó que Jacinto fue abusada desde niña en su hogar y a los 12 años se fue de su casa enamorada de un hombre 10 años mayor que ella. “Desde los cinco años de edad [fui abusada por] una persona muy cercana”, dijo Jacinto sobre el matrato que padeció de pequeña sin revelar el nombre de su abusador. “Nunca hablo de eso porque es algo que marca todo el comienzo de todo lo que viví”.

Y agregó del hombre que se la llevó de su casa: “Me enamoró. Me ofreció lo que no tenía en mi casa. Cuando él ya tiene todo construído me dice: ‘¿Sabes qué? Tienes que trabajar’. En ese tiempo me dijo que tenía que trabajar en el sexoservicio, en un prostíbulo. La primera vez que me llevaron a Guadalajara fue un calvario porque nunca pensé que esa persona que supuestamente me amaba iba a hacer que cada persona me utilizara como un objeto”.

Telemundo

SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN

Su pareja también era violento, aseguró ella. “Me pegaba todos los días. Casi me mata”, contó Jacinto, quien agregó que ese hombre amenazaba con matar a su familia si ella huía. “¿Tú te imaginas la imagen de como van a matar a tu mamá si tú no lo haces? Eso fue lo que me mantuvo tanto tiempo ahí”.

José Víctor, de 62 años, uno de los clientes de ese lugar, le pagaba sólo para conversar y la motivó a cambiar de vida, aseguró ella. “Ese fue el ángel de la guarda que necesitaba”, dijo. “En absolutamente nada crees. Ves un futuro que siempre ahí vas a estar como una esclava, con unas cadenas que no se ven”. Víctor, asegura, la motivó a huir. “Él me empezó a decir que yo valía como mujer”.

Según Jacinto, dar a luz a su hija la hizo querer otro futuro. “Un hijo es lo más importante que puedes tener en la vida, en la situación en la que venga”, admitió la joven, quien huyó de su agresor y se refugió en casa de un familiar. ¿Y que pasó con su verdugo? “No está preso. Ya llevamos nueve años que él está libre porque tiene muchos contactos”.

Actualmente Jacinto se dedica a crear conciencia sobre la explotación sexual y el tráfico humano. “Mi labor hoy en día es la prevención, con esos jóvenes, esos niños y niñas que necesitan empaparse de este tema. Me han invitado a diferentes países con diferentes autoridades”, contó. “Es educar a la policía, a los políticios, pero más que todo a padres de familia y a los niños de primaria, secundaria, preparatoria y universidades. A mí a los 12 años nadie me dijo lo que era trata de personas. No me explicaron como una persona te puede enamorar y luego mantenerte ahí secuestrada tanto tiempo”.

 

Advertisement


EDIT POST